planking-pics-243

Supermercado de pases. Cap. 3

Fernando Marino 0

Nuevo reporte acerca de la actividad en el mercado de pases europeo. Mercado que de a poco empieza a incrementar el flujo interclub de jugadores.


Paulinho-Spurs_AI_2610649b

Pan calentito, señores. En el día de ayer se confirmaron algunos pases que tranquilamente podrían salir en la placa roja de Crónica (?). Por un lado, Mario Gómez, delantero al cual no podríamos imaginarnos en un equipo de Guardiola, se puso a buscar nuevos horizontes y los encontró: gracias a los 16 millones de euros pagados al Bayern Münich, la Fiorentina lo tendrá como su nuevo nueve de área.

El otro de ellos involucra a un nombre desconocido pero, a pesar de ello, mueve un dineral. Más de 25 millones de euros, para ser más exactos. Los gastó el Borussia Dortmund. Los recibe el Shakthar Donetsk ¿De quién estamos hablando? De Henrikh Mkhitaryan ¿Eh? Sí. No lo conoce ni la vieja (?). Igual, ya lo van a conocer. Se trata de un mediapunta armenio de 24 años que tuvo una temporada brillante en el equipo de Lucescu y que llega a la escuadra de Klopp para reemplazar a Götze. Si no lo conocen y andan al pedo (?), mírense algún video. Juega bien.

FBL-EUR-C1-GER-UKR-DORTMUND-SHAKHTAR
El armenio llega a Dortmund con la tarea de pisotear cualquier recuerdo dejado por Mario Göt$e

También es para rescatar la llegada al fútbol inglés de una de las figuras de la última Copa de las Confed…………………………………….. uh, perdón, me quedé dormido por unos instantes (?). Decíamos: el Tottenham Hotspur depositó 20 millones de euros en la CBU del Corinthians para quedarse con Paulinho. El brasileño, que desechó jugar en el Real Madrid, puede darle el salto de calidad necesario al conjunto de Vilas Boas (siempre y cuando los Spurs retengan a Bale).

Empezaremos por Ucrania, más precisamente por Kiev: el Dinamo quiere recuperar la corona perdida a manos del Shakhtar. Para ello se gastó un dineral en tres jugadores: el primero de ellos, Jermain Lens, delantero internacional holandés que llega del PSV; el segundo es también delantero: hablamos del congoleño Diumerci Mbokani, que viene de ser goleador del fútbol belga con el Anderlecht; por último, se sumó el volante marroquí Younes Belhanda, que viene del Montpellier francés.

0,,10268~12052358,00
Esta mezcla de Matt Damon y Justin Bieber (?) es Marco van Ginkel

El Chelsea, que prestó al alemán Marko Marin al Sevilla, pagó poco menos de 10 millones de euros para quedarse con el joven mediocampista holandés Marco van Ginkel, que llega procedente del Vitesse. Por otra parte, el Borussia Dortmund se gastó una similar cantidad de billetes para comprar a una de las figuras del último Le Championnat; hablamos del gabonés Pierre Emerick Aubameyang, que viene de ser el goleador del Saint-Etienne. Y hablando de Francia, el Olympique de Marsella se quedó con una de las figuras del Lille: Dimitri Payet. Y hablando de franceses, nos corremos unos pasos al costado para hablar de vascos: el Athletic de Bilbao adquirió el pase de una de las figuritas del Osasuna: Kike Sola, por el cual se pagaron 5 millones de euros. Ahora se les ocurre traer jugadores a estos boludos (?).

bvb_sokratis_aubameyang_628
Aubameyang, el de la derecha, surgió de la cantera del Milan. Lo despacharon y dio vueltas por el Dijon, el Lille, el Monaco. Hoy tiene su revancha en uno de los equipos más importantes de la actualidad

Algunos buenos negocios por aquí. Un par de ellos se dieron en España. Por un lado, Piti, quien fuera goleador del Rayo Vallecano, llegó al Granada a cambio de nada (¿Qué carajos estarán planeando los de Vallecas, que están desarmando el plantel?). Pero por el otro, tenemos al que quizás sea el negoción de la década ganada. Hablamos de la llegada de David Villa al Atlético de Madrid de Simeone, que pagó poco más de 5 millones de euros al Barcelona que, en su momento, había desembolsado casi 40 millones. El Aleti, que vendió a Falcao en una fortuna, lo reemplaza con un delantero del mismo nivel, por el cual paga chirolas. Repetimos: una verdadera y auténtica ganga. Casi que emociona (?).

david-villa
¿Recuperará el nivel alcanzado con la del Valencia? Aquel que obligó al Barcelona a gastar fortunas

Los otros ofertones fueron aprovechados por el Monaco que, por un lado, se lleva a Jeremy Toulalan, que abandona el Málaga (otro que está liquidando sus mercancías) y aterriza en tierras monaguescas a cambio de 5 millones. Además, el conjunto de Ranieri contará en sus filas con Eric Abidal, que llega en condición de libre y sano (?) desde el Barça.

abidal_monaco
Uno menos en Barcelona

De todo por aquí. Apúrense a consumir rápidamente estos productos, porque les queda poca vida útil. El gran Andrei Arshavin abandonó el Arsenal, donde no la pasó nada bien en las últimas temporadas, para volver a su querido Zenit de San Petersburgo, que ya no contará con Igor Denisov, vendido al Anzhi a cambio de 12 millones de euros (¿No será mucho, che?). Uno que llega al fútbol inglés es el ladri de Nicolas Anelka, que luego de abultar la billetera en Turín, llega a un chico de la Premier: el West Bromwich Albion, una de las revelaciones de la última edición.

nicolas-anelka-west-bromwich-brom-albion-wba-signing-unveiled_2968257
Deja de robar, ganate tu pan; o es que nada más puedes tú hacer

Nos vamos a Italia. Antonio Cassano fue despedido por Moratti del Inter y llega al Parma de Roberto Donadoni; es probable que podamos ver una buena versión del ex Bari, ya que llega a un equipo que intenta jugar buen fútbol y, de sentirse cómodo, quizás pueda alcanzar el nivel que tuvo, por ejemplo, en Sampdoria. Por otra parte, Massimo Ambrosini abandona el Milan tras más de 15 temporadas para jugar en la Fiorentina. Y hablando de la Fiore, los “Viola” se deshicieron de Luca Toni, nuevo refuerzo del Hellas Verona, que será su decimoquinto club (!).

El Monaco se despachó con tres contrataciones que están al límite entre lo que puede ser una apuesta o bien una compra falopa. Hablamos de Gaetano Monachello (delantero italiano, 19 años, surgido en Inter, con paso por el Metallurg Donetsk ucraniano y proveniente del Olympiakos griego: huele a falopa), Anthony Martial (delantero francés de 17 años, que llega de las inferiores del Lyon: suena a apuesta a futuro) y de Fabinho (lateral brasileño de 19 años, procedente del Rio Ave portugués, con un paso por el Real Madrid B: aquí ya no sabemos qué pensar).

Otro equipo que apostará es la Real Sociedad, que trajo a préstamo (con opción a comprar) a José Ángel, aquel lateral español que fue llevado a la Roma desde el Sporting de Gijón por Luis Enrique y que no terminó de cuajar en el equipo de la capital italiana. Por último, haremos mención a Arsene Wenger que, como buen comunista que es (?), se chafó (?) a otro juvenil francés; en esta ocasión, le arrancó al Auxerre a Yaya Sanogo, potente delantero que se encuentra disputando el mundial sub-20 con la selección francesa.

Yaya-Sanogo
Este es Sanogo, a quien ya le buscan equivalencias con Thierry Henry

¿Qué querrá hacer el Swansea? Después de un gran año, ahora tendrá la posibilidad de jugar en Europa. Y si bien todavía no se ha desarmado, está trayendo. Y mucho. Pero de dudosa calidad. Está bien. No tiene mucho presupuesto ¿Pero no sería mejor apuntar a menor cantidad y mayor calidad? En fin. Laudrup sabe de esto un poquito (?) más que nosotros. En estos días, los Cisnes trajeron 5 jugadores: Alex Gogic (chipriota que viene del Olympiakos), Gregor Zabret (arquero esloveno de 17 años), Jordi Amat (central español que viene de jugar en el Rayo Vallecano), Alejandro Pozuelo (mediapunta español de 21 años proveniente del Betis) y la frutilla del postre: el bizarro Jonjo Shelvey, por el cual los galeses garparon más de 5 millones de libras. Le anotamos aquí un punto a favor al Liverpool, por habérselo sacado de encima.

jonjo_shelvey_738002113
¿Quién te dice? Por ahí se destapa en Gales

Otro que sigue contratando a troche y moche (?) es el Sunderland de Di Canio. En esta oportunidad, el italiano se trajo a un compatriota, Vito Mannone, uno de los arqueros paquete (?) del Arsenal, que tendrá la tarea de reemplazar a Mignolet. Además, compró a ese proyecto símil Freddy Adu que es Jozy Altidore. El yankee está hace como 5 años dando vueltas en Europa: Villarreal, Xerez, Hull City y Bursaspor. Parecía haber encontrado su lugar en el AZ Alkmaar: casi 40 goles en casi 70 partidos. Estos números lo devolvieron al fútbol importante, donde tendrá la chance de demostrar sus condiciones.

A ver. Falopa. Ese concepto nos lleva a Italia. De ahí, nos conectamos de inmediato con Massimo Moratti y su Inter, que de comprar clavos la sabe lunga. Para esta campaña, uno de los nuevos artículos de ferretería (?) adquiridos por el mandamás interista es el francés Ishak Belfodil, delantero centro francés que viene de hacer 8 goles en más de 30 partidos y que, gracias a esos guarismos funesmorísticos (?), el Neroazzurro le ha comprado la mitad del pase en calidad de co-propiedad. Sólo resta saber si lo cederá una temporada más al Parma o si jugará directamente bajo las órdenes de Mazzarri. Ojo. No nos podemos hacer los boludos. En la vereda del frente andan queriendo imitarlos: el Milan se gastó más de 6 millones de euros en Andrea Poli, volante central de la Sampdoria que tuvo un paso por el Inter y que es un indigno (?) de vestir semejante camiseta.

Cerramos el tour por esta góndola con aquellos jugadores que nos han decepcionado. Uno de ellos es Bojan Krkic, que luego de un par de préstamos fallidos por Italia, jugará un año en el Ajax (también en calidad de prestado). Otro de ellos es Taye Taiwo, ahora un ex integrante del reciente pésimo plantel del Milan; el Rossonero lo anduvo prestando: primero al QPR, luego al Dinamo de Kiev; finalmente lo vendió al fútbol turco, pero ni al Galatasaray, ni al Fenerbahçe ni al Besiktas: al Bursaspor (say no more). Culminamos con el caso paradigmático, el Anelka de bajo vuelo (?): hablamos de Djibril Cisse que, luego de salir del Auxerre y pegar el salto al Liverpool, empezó a transitar un camino descendente iniciando por el Olympique Marsella y pasando por el Sunderland, el Panathinaikos, la Lazio, el QPR y el Al-Gharrafa; ahora, el baldoseo toma tintes casi dramáticos, ya que este francés de tibias y peronés frágiles (?) es nuevo jugador del Kuban Krasnodar de Rusia.

cisse_kuban_vavel_fckuban_797529577
El metal tiene su historia y la madera también; pero el plástico que vendistes evidencia que no existes

post20130702-2a

Mucho argentino por aquí. Todos vinculados al fútbol italiano y al español. Empezando por el Calcio, debemos decir que Lucas Biglia, hombre del seleccionado nacional, es nuevo jugador de la Lazio, donde deberá pelear por un lugar con Ledesma y Hernanes. La sorpresa la dio Juan Pablo Carrizo, que se liberó justamente del conjunto laciar y arregló por dos temporadas en Inter, donde se encontraba a préstamo y donde, seguramente, seguirá siendo el suplente de Handanovic. Otro que llegó a Italia es Federico Freire, que jugará (dónde sino) en el Catania, club al cual llega en condición de libra procedente de Vélez Sarsfield.

Uno que deja Italia para jugar en España es el ignoto Fernando Tissone, que abandonó la Sampdoria para jugar en el Málaga (recordemos que estuvo a préstamo en el Mallorca, donde se fue al descenso). Quien se va de España es Alejandro Domínguez, que quedó libre del Rayo Vallecano (no quedan ni los utileros ahí) y se convirtió en el nuevo jugador del Olympiakos griego. Quien llega a La Liga en busca de alguna oportunidad de cara a Brasil 2014 es Nicolás Pareja, que jugará a préstamo en el Sevilla desde el Spartak de Moscú, donde estaba colgado con lososopolare (?). Por último, Guillermo Sara se convirtió en nuevo arquero del Betis, que le pagó 800.000 euros a Atlético Rafaela.


111

Biopic de Paul Breitner

Fernando Marino 217

Hoy, en La Redó!, repasaremos la carrera de uno de los grandes del füsbol (?) alemán. Símbolo del Bayern Münich. Excéntrico, controvertido, grosso. Todo esto, y un poco más, se leerá y se verá a continuación.


El Internacional de Porto Alegre, el otro gran equipo de la capital gaúcha junto a Gremio, igualó a su rival en copas mundiales ganadas. Los colorados no habían tenido mucho protagonismo a nivel internacional, e incluso dentro de Brasil su fuerte era el torneo estadual más que el nacional.

En la Copa Libertadores solo había sido subcampeón en 1980, pero en el alba del siglo XXI la Academia do Povo vivió un ciclo en el que reafirmó su poderío local y además alcanzó sus primeros logros a nivel internacional. Guto Ferreira, Lori Sandri y especialmente Muricy Ramalho fueron los técnicos que lograron el tetracampeonato en la liga gaúcha y armaron la base de jugadores con la que Abel Braga conquistó América y el mundo en 2006.

Braga se había destacado en el fútbol carioca de los ’70, época en la que ganó cuatro campeonatos de Río de Janeiro con el Fluminense y uno con el Vasco da Gama. En 1985 había comenzado su carrera como DT, que se desarrolló principalmente en Brasil y Portugal, aunque también hizo alguna incursión en Francia. En 2006 asumió por tercera vez en el Internacional y se encontró con un equipo que tenía varias figuras por línea. En el arco Clemer (Clemer Melo da Silva) fue un puntal de las grandes campañas del Colorado, lo mismo que Ceará (Marcos Venancio de Albuquerque) en la defensa, Alex (Alex Raphael Meschini) en el mediocampo  y  la dupla atacante integrada por Rafael Sóbis y Fernando Lúcio da Costa, conocido en el barrio como Fernandao.

Para convertirse en el Campeao de Tudo, la campaña del equipo comenzó en el Grupo 6 junto a Nacional de Montevideo, los venezolanos de Unión Maracaibo y los Pumas de la UNAM mexicana. La zona no representó una gran dificultad para los brasileños. Solo dejaron cuatro puntos al empatar como visitantes 1 a 1 contra Unión Maracaibo y 0 a 0 contra Nacional. En su visita al D.F. vencieron por 2 a 1 y como locales hicieron capote. Golearon 3 a 0 a los uruguayos, le ganaron por 3 a 2 a los aztecas y cerraron el grupo con un contundente 4 a 0 frente a los caribeños.

En los octavos de final volvieron a cruzarse con el Bolso, puesto que Internacional había sido el segundo mejor puntero de la copa y el Tricolor charrúa el segundo peor escolta. Un triunfo por 2 a 1 como visitante y un empate 0 a 0 de local alcanzaron para avanzar a cuartos de final y enfrentar a la Liga Deportiva Universitaria de Quito. La altura de la capital ecuatoriana fue un escollo duro para el conjunto gaúcho que cayó derrotado por 2 a 1, aunque en Porto Alegre consiguió un 2 a 0 que despejó los fantasmas. Libertad fue el último rival antes de la gran final. En la visita a Paraguay se obtuvo un 0 a 0 que era negocio de cara a la revancha, y en Brasil el 2 a 0 colocó al Colorado en la definición.

Por segunda vez consecutiva la final de la Libertadores iba a ser exclusivamente jugada por equipos brasileños. El campeón San Pablo llegaba con las atajadas de Rogério Ceni, las patadas los cierres de Diego Lugano, el talento de Jenilson A. de Souza (alias Júnior), los goles de Leandro y Ricardo Oliveira, y la dirección técnica del antes mencionado Muricy Ramalho para defender su corona y alcanzar su cuarto título continental. En la fase zonal había integrado el Grupo 1 junto a Chivas de Guadalajara, Caracas y Cienciano. Por diferencia de gol se quedó con el primer puesto postergando a los mexicanos y avanzó a octavos de final, donde derrotó a Palmeiras con un global de 3 a 2. En cuartos de final enfrentó a Estudiantes de La Plata y tras igualar 1 a 1 en el marcador de la serie se impuso por 4 a 3 en la tanda de penales. En la semifinal se las vio otra vez con el Guadalajara y esta vez el 4 a 0 global no dejó margen para la discusión.

El 9 de agosto de 2006 (téngase en cuenta que había mediado el receso impuesto por el Mundial de Alemania) se jugó la primera final con el Estadio Morumbí como escenario. Fue una entretenida final con los ingredientes que suele ofrecer la tierra del samba: toque preciso, búsqueda del arco contrario y juego fuerte, al punto que ambos equipos salieron a jugar el segundo tiempo con diez jugadores tras las expulsiones de Josué en San Pablo y de Fabinho en Internacional. La apertura del marcador llegó a los ocho minutos del complemento, cuando Sóbis recibió un pase en tres cuartos de cancha y apiló a sus marcadores en la medialuna del área. Aunque una leve trastabillada empañó la calidad de la jugada, el delantero consiguió rehacerse y sacar el remate que entró pegado al poste derecho del arco defendido por Ceni.

Internacional aprovechó el envión y rápidamente aumentó la cuenta. A los dieciséis minutos Sóbis apareció de nuevo en el área para capitalizar el rebote de un cabezazo de Fernandao que había pegado en el poste. Cuando faltaban quince minutos para el final del encuentro Edcarlos logró el descuento que le ponía suspenso a la serie al cabecear con maestría al primer palo de Clemer.

San Pablo 1: Ceni; Edcarlos, Lugano, Fabao; Júnior, Josué (exp. PT 9′), Mineiro, Souza; Danilo (ST 18′ Lenílson); Oliveira, Leandro (ST 41′ Aloísio). DT: Muricy Ramalho.

Internacional 2: Clemer; Eller, Bolívar; Wagner, Edinho, Ceará (ST 11′ Monteiro); Fabinho (exp. PT 38′); Alex (ST 29′ Índio), Tinga; Sóbis (ST 33′ Michel), Fernandao. DT: Abel Braga.

Goles: Internacional: ST: 8 y 16′ Sóbis. San Pablo: ST 30′ Edcarlos.

Estadio: Morumbí, San Pablo.
Árbitro: Jorge Larrionda (Uruguay).

Imagen de previsualización de YouTube

El mundo a sus pies: SC Internacional 2006

Martín Gorojovsky 0

La tercera edición del Mundial de Clubes (segunda desde la fusión con la Copa Intercontinental) quedó para un equipo brasileño que hasta el momento carecía de lauros internacionales.

Resumen de la final de ida.

Una semana después se jugó la revancha en el Estadio Beira-Rio de Porto Alegre, y de nuevo hubo una importante cuota de dramatismo. Ambos salieron de entrada a buscar el gol. Inter para jugar con la tranquilidad de los dos go les de ventaja y San Pablo para conseguir el empate que estaba al alcance de la mano, o para ser precisos del pie (?). Los dos equipos contaron con buenas chances de conseguir lo que buscaban, hasta que a los 29 minutos del primer tiempo Ceni dio un increíble rebote al tratar de neutralizar un centro. Ni Lugano ni Fabiano Eller lograron reventar la pelota y Fernandao consiguió empujar el esférico al fondo de la red.

En el segundo tiempo los paulistas obtuvieron rápidamente el empate. A los cinco minutos Souza envió un tiro libre al corazón del área y tras algunos rebotes Fabao ponía otra vez en carrera a su equipo, pero Inter volvió a adelantarse quince minutos después. Fernandao capturó un mal cierre de la defensa de San Pablo en el borde del área y jugó con Sóbis, que al ver que tenía los caminos cerrados eligió tocar hacia atrás para Ceará. Éste sacó el centro que Fernandao cabeceó con destino de gol, pero Ceni tapó brillantemente. Sin embargo el rebote favoreció al delantero gaúcho, que tiró un centro paralelo a la línea de gol y por encima del golero rival.

Tinga fue el hombre que apareció para conectar de cabeza el pase y desatar nuevamente los festejos del sur brasileño. Sin embargo, la calma rehusaba llegar, puesto que el propio autor de este segundo gol fue expulsado por nuestro (?) Horacio Elizondo. El árbitro argentino creyó haber visto que el delantero se había sacado la camiseta durante el festejo (en realidad solo se la había levantado) y le sacó la segunda tarjeta amarilla que determinó su salida del campo de juego. Quedaba poco tiempo y el equipo de Abel Braga tenía nuevamente dos goles de ventaja, pero también tenía un hombre menos faltando todavía un rato largo por jugar. Efectivamente a los 39 minutos Lenílson metió el segundo empate del Tricolor Paulista, pero se trató del último sofocón para los locales, puesto que el tiempo no le dio al campeón reinante para torcer la historia. Con buen fútbol, pero también con angustia, Internacional alcanzó su primer título continental.

Internacional 2: Clemer; Bolívar, Eller, Índio, Ceará; Edinho, Tinga (exp. ST 23′), Wagner, Alex (ST 33′ Michel); Fernandao, Sóbis (ST 37′ Ediglê). DT: Abel Braga.

San Pablo 2: Ceni; Lugano, Fabao, Edcarlos (ST 25′ Dias), Júnior; Mineiro, Richarlyson (ST 13′ Lenílson), Danilo (ST 13′ Thiago), Leandro; Souza, Aloísio. DT: Muricy Ramalho.

Goles: Internacional: PT: 29′ Fernandao. ST: 21′ Tinga. San Pablo: ST: 5′ Fabao, 40′ Lenílson.

Estadio: Beira-Rio, Porto Alegre.
Árbitro: Horacio Elizondo (Argentina).

Imagen de previsualización de YouTube

Resumen de la final de vuelta.

El campeón de Europa en cambio no era un novato en esto de ser capanga continental, aunque sí tenía entre sus deudas pendientes el campeonato del mundo. El Barcelona se quedó por segunda vez con el trono del Viejo Mundo al ganar la Liga de Campeones de la UEFA 2006. Los culés venían de pasar algunos años más bien frustrantes, en los que no habían ni llegado al subcampeonato del campeonato español. Esta situación cambió cuando Frank Rijkaard tomó la conducción del equipo y obtuvo el bicampeonato español al ganar los torneos 2004-2005 y 2005-2006. Su gran figura era el brasileño Ronaldinho Gaúcho, por entonces en el pico de su carrera. También eran de la partida el holandés Giovanni van Bronckhorst, el camerunés Samuel Eto’o y los nativos (?) Víctor Valdés y Carles Puyol.

El Barça comenzó su camino en la tercera fase de la Liga de Campeones, participando en el Grupo C junto al Werder Bremen alemán, el Udinese italiano y el Panathinaikos griego. Los catalanes arrasaron de local y de visitante. En su cancha vencieron por 5 a 0 a los balcánicos, por 4 a 1 a los itálicos y por 3 a 1 a los germánicos. Después hicieron un gestito de idea. (?) De visitantes también fueron contundentes aunque un poco más moderados. Le propinaron sendos 2 a 0 al Udinese y al Werder Bremen, aunque Panathinaikos consiguió mantener el 0 a 0 en Atenas. En octavos de final venció al Chelsea tras derrotarlo por 2 a 1 como visitante y empatar 1 a 1 como local. Luego pasó al Benfica con un 0 a 0 en Estádio da Luz y un 2 a 0 en el Camp Nou, y en las semifinales eliminó ajustadamente al Milan luego de la victoria por 1 a 0 en Italia y del 0 a 0 en España.

Su rival fue un equipo que hasta hoy da que hablar al público. El Arsenal inglés, dirigido por el francés Arsène Wenger consiguió por primera (y hasta el momento única) vez en su historia llegar a la final de Europa. Así como el Barcelona tenía pocos jugadores españoles en su alineación titular, los Gunners también presentaban una combinación de estrellas extranjeras, como el arquero alemán Jens “Papelito” Lehman, y el delantero francés Thierry Henry. Los únicos ingleses titulares eran Sol Campbell y Ashley Cole.

El equipo londinense también era uno de los que arrancó después de las etapas preliminares para los equipos de menor jerarquía y los tercerones y cuarterones de las ligas poderosas. Ganó el Grupo B sacándole cinco puntos de ventaja al Ajax, y eliminando al Thun suizo y al Sparta Praga checo. En octavos de final despachó al Real Madrid con un escueto global de 1 a 0, en cuartos de final despidió a la Juventus con un más abultado 2 a 0 (?) y en la semifinal se impuso al Villarreal con otro apretado global de 1 a 0.

La final se jugó el 17 de mayo de 2006 en el Stade de France, y entre sus incidencias destacadas se encuentra la expulsión del arquero Lehman a los dieciocho minutos del primer tiempo, tras cometer una infracción contra Eto’o fuera del área siendo el último hombre. A pesar de la desventaja, el equipo de Wenger fue el que abrió el marcador a través de un cabezazo de Campbell. Solo en los últimos minutos del encuentro los dirigidos por Rijkaard pudieron dar vuelta la historia. A los treintaiún minutos del segundo tiempo Eto’o consiguió con un sutil toque marcar el empate, y a los treinta y seis el brasileño Juliano Belleti se convirtió en el héroe impensado de la jornada, cuando un disparo suyo rebotó en el cuerpo del arquero Manuel Almunia y entró al arco del Arsenal. El Barça era campeón europeo por segunda vez y ahora iba por el desvirgue a nivel mundial.

El Mundial de Clubes 2006 también se jugó en Japón. Además de Internacional y Barcelona, participaron el América mexicano en representación de la CONCACAF, el Al-Ahly egipcio como delegado de la CAF, el Jeonbuk Hyundai Motors surcoreano representando a la AFC y el Auckland City neozelandés por el lado de la OFC. Al-Ahly venció a Auckland City para luego caer ante el Internacional por 2 a 1, mientras que el América avanzó a la semifinal para ser vapuleado por 4 a 0 contra el Barcelona.

El 17 de diciembre los campeones de América y de Europa se vieron las caras en el Estadio Internacional de Yokohama. Pocos cambios se podían advertir respecto a los equipos que habían levantado las copas continentales. Internacional no contaba ya con Sóbis, mientras que por el lado hispánico, Eto’o se perdió el partido a causa de una lesión y entre los titulares figuró un joven llamado Andrés Iniesta. Fue una final cerrada que se definió nueve minutos antes de ir al tiempo suplementario.

Internacional salió del fondo a través de un pelotazo de Índio. Adriano Gabiru primero y Luiz Adriano después completaron el despeje de cabeza y ganaron metros en campo rival. La pelota aterrizó finalmente en los pies de Pedro Iarley. El ex jugador de Boca maniobró  inteligentemente hacia el área, haciendo la pausa justa para que Gabiru llegase corriendo desde el mediocampo y recibiera el pase en profundidad que lo dejó cara a cara con Valdés, que poco tuvo que hacer ante el tiro al segundo palo del brasileño. (Aquí el partido completo.)

Internacional 1: Clemer; Eller, Índio, Monteiro; Cardoso, Edinho, Ceará; Alex (ST Vargas), Fernandao (ST 31′ Gabiru); Iarley, Pato (ST 16′ Adriano). DT: Abel Braga.

Barcelona 0: Valdés; van Brockhorst, Puyol, Márquez, Zambrotta (ST Belleti); Motta (ST 14′ Xavi Hernández); Iniesta, Deco; Ronaldihno, Gudjohnsen (ST 43′ Ezquerro), Giuly. DT: Frank Rijkaard.

Goles: Internacional: ST 37′ Gabiru.

Estadio: Internacional, Yokohama.
Árbitro: Carlos Bartres (Guatemala).

Imagen de previsualización de YouTube

El gol del campeonato.

Fue la primera copa del mundo para el Internacional y la segunda consecutiva para Brasil. Sin embargo fue también la última hasta el momento por un equipo sudamericano. En los años siguientes, con más o menos notoriedad,  pesaría decisivamente la superioridad individual y física de los europeos.

Ediciones anteriores: Real Madrid 1960 | Peñarol 1961 | Santos 1962-1963 | Inter 1964-1965 | Peñarol 1966 | Racing 1967 | Estudiantes 1968 | AC Milan 1969 | Feyenoord 1970 | Nacional 1971 | Ajax 1972 | Independiente 1973 | Atlético de Madrid 1974 | Bayern Munich 1976 | Boca Juniors 1977 | Olimpia 1979 | Nacional 1980 | Flamengo 1981 | Peñarol 1982 | Gremio 1983 | Independiente 1984 | Juventus 1985 | River Plate 1986 | FC Porto 1987 | Nacional 1988 | AC Milan 1989-1990 | Estrella Roja 1991 | San Pablo FC 1992-1993 | Vélez Sarsfield 1994 | Ajax 1995 | Juventus 1996 | Borussia Dortmund 1997 | Real Madrid 1998 | Manchester United 1999 | Boca Juniors 2000 | Bayern Munich 2001 | Real Madrid 2002 | Boca Juniors 2003 | FC Porto 2004 | San Pablo FC 2005

¿Tenés twitter? ¡No seas puto y seguinos!


Muchos equipos de segunda línea en torneos importantes. Otros campeones de países ignotos. Varios eliminados de las fases previas de la Champions. Algunos que tuvieron una mala temporada pasada y cayeron por acá. El campeón vigente. Más o menos de esa forma, a grosso modo, se compone una nueva edición de la UEFA Europa League, el torneo que en esta instancia 48 clubes y al que luego, cuando queden 24, se le sumarán otros 9, buscarán ganar para ser el otro gran campeón del viejo continente, el 15 de mayo en el Amsterdam Arena de Holanda. El objetivo principal es uno solo: derrocar a Atlético Madrid, que de la mano del Cholo Simeone tuvo un sprint (?) impresionante ganando todos sus partidos internacionales de este 2012, se consagró en Bucarest destruyendo por completo las aspiraciones de Athletic de Bilbao y Marcelo Bielsa.

Repasando muy brevemente la historia de este certamen, fue la etapa superadora a la vieja Copa de la UEFA, que se venía disputando sucesivamente desde el año 1971 con grandes equipos como sus vencedores, tales los casos por ejemplo de Liverpool en 1976, Juventus en 1977, Real Madrid en 1985 y 1986, el Napoli de Maradona en 1989 o Inter en 1998.. Su primera edición fue en la temporada 2009-10, donde justamente su primer dueño fue el conjunto colchonero, que superó a Fulham en tiempo suplementario. Al año siguiente le tocó el turno a Porto, derrotando a su compatriota Sporting Braga, con la actuación sobrenatural de alguien que se haría aún más grande hace unos meses: Radamel Falcao García, autor de 17 tantos en total y el más importante, el de la final.

La decisión por la cual se actualizó la competencia tuvo que ver con dinero y más dinero inclusión global: en sus diferentes instancias, desde que comienza allá por principios de julio, las 53 federaciones miembro del organismo europeo tienen su lugar, por más chicas que sean. San Marino, Andorra, Liechtenstein, Islas Feroe, etcétera. Todos esos países de mierda (?) mandan un par de equipos que quedan eliminados al toque pero se van cantando que lo importante es competir (?). Como ya se dijo más arriba, a la fase de grupos accedieron en total 48 clubes, repartidos lógicamente en 12 grupos. ¿Cómo cayeron? 1 es el campeón reinante; 6 son los ganadores de las copas nacionales de los siete países con mejor coeficiente (excepto España); 31 lo hicieron ganando las sucesivas rondas eliminatorias; y 10 fueron los perdedores de los Playoffs para ingresar a la Champions League. 1+6+31+10=48. En tu cara Paenza (?).

Repasando a los participantes, el panorama es por demás prometedor. Ya se habló de lo que Atlético de Madrid es capaz de hacer y demostró este año, por lo que su misión es la de repetir, cerrando un impresionante año y pensando en un 2013 igual. Lo bueno es que le tocó una zona por demás accesible, la B, que se verá más abajo en la infografía (?). Bastante más pesado estuvo el tema para dos de los representantes de Italia y de Inglaterra: Liverpool y Udinese son los animadores del Grupo A y la lógica indica que deberán disputarse entre ellos el primer lugar, aunque el interesado en asomar la cabeza es el económicamente poderoso Anzhi. Siguiendo con otro de los importantes de la Serie A, Napoli tuvo la suerte (?) de encontrarse con PSV, que por historia podría ser su principal obstáculo, aunque su presente diste de otras épocas gloriosas. Inter de Milan sufrió para acceder a esta instancia, tras un pésimo Calcio en la 2011-12 y una Repesca más compleja de lo esperada. El sorteo lo dejó en la zona H, donde se verá las caras con Rubin y Partizan, en lo que podría denominarse intensidad media. Retornando un instante a la Premier, fantástico año tuvo Newcastle, llegando hasta esta competencia y metiéndose en la zona D, donde se verá entre otros con Bordeaux, diezmado respecto a años anteriores.

De la mano del Loco Bielsa, Athletic de Bilbao quedó en el umbral de hacer historia, pero nada pudo hacer en aquella definición. Llegar hasta ahí de nuevo no le será nada fácil, porque comparte el Grupo I nada más y nada menos que con Olympique Lyon, quienes después de muchos años en la UCL, se vieron completamente superados por una nueva oleada en Le Championnat y deberán conformarse con pelear por acá. Otro de los grandes duelos que se dará dos veces en lo que queda del semestre, o sea un un trimestre (?), es entre Tottenham y Lazio, las dos potencias que posee el Grupo J, con altísimas expectativas por peso específico y por plantel. Y para el final, bajo la letra L, aparece Levante como otro representativo español. No será un equipo grande ni mucho menos, pero encuentra en Twente y en Hannover sus principales resistencias para llegar a los 16avos de final en el 2013.

He aquí la primera fecha, a jugarse íntegramente el jueves 20 de septiembre:

GRUPO A: Udinese (Italia) – Anzhi (Rusia) y Young Boys (Suiza) – Liverpool (Inglaterra).
GRUPO B: Hapoel Tel-Aviv (Israel) – Atlético de Madrid (España) y Viktoria Plzen (Rep. Checa) – Académica (Portugal).
GRUPO C: Fenerbahçe (Turquía) – Olympique Marseille (Francia) y AEL (Chipre) – Borussia Monchengladbach (Alemania).
GRUPO D: Marítimo (Portugal) – Newcastle (Inglaterra) y Bordeaux (Francia) – Club Brugge (Bélgica).
GRUPO E: Stuttgart (Alemania) – Steaua Bucarest (Rumania) y Copenhaguen (Dinamarca) – Molde (Noruega).
GRUPO F: Napoli (Italia) – AIK (Suecia) y Dnipro (Ucrania) – PSV Eindhoven (Holanda).
GRUPO G: Sporting Lisboa (Portugal) – Basel (Suiza) y Racing Genk (Bélgica) – Videoton (Hungría).
GRUPO H: Inter (Italia) – Rubin (Rusia) y Partizán (Serbia) – Neftchi (Azerbaiyán).

La otra mitad europea

burgos 0

Todos los ojos de Europa estarán posados, a nivel clubes, en el arranque de la UEFA Champions League del próximo martes. Sin embargo su hermana fea (?), la Europa League, también quiere que la miren y para ello empieza a desfilar el jueves entrante.

GRUPO I: Lyon (Francia) – Sparta Praga (Rep. Checa) y Athletic de Bilbao (España) – Hapoel Kiryat Shmona (Israel).
GRUPO J: Tottenham (Inglaterra) – Lazio (Italia) y Maribor (Eslovenia) – Panathinaikos (Grecia).
GRUPO K: Bayer Leverkusen (Alemania) – Metalist (Ucrania) y Rapid Viena (Austria) – Rosenborg (Noruega).
GRUPO L: Levante (España) – Helsingborg (Suecia) y Twente (Holanda) – Hannover (Alemania).




El primer clásico español de la temporada decepcionó ampliamente durante los primeros 45 minutos. En un encuentro que pareció más de pretemporada que una final por un título oficial, sobre todo en esa mitad, tanto Barcelona como Real Madrid se mostraron “duros” y algo falto de distancia. Sin embargo, por esa cosa que tienen los catalanes en el toqueteo de la pelota, la imagen dejada por los de Vilanova era mejor.

En el complemento todo parecía seguir igual, pero… no. No sé jugó como mejor, pero cayeron los goles a lo pavote y levantó un espectáculo que se encaminaba a ser el clásico más pobre de los últimos años.

Apareció Cristiano Ronaldo a la salida de un corner con un certero cabezazo para poner el 1 a 0 y silenciar al Camp Nou. Bue, silenciar… eso fue durante 60 segundos. Ya que eso fue lo que tardó Barcelona en empatar el encuentro por intermedio de Pedro después de un fenomenal pase de Mascherano desde 50 metros.

A partir de ahí el partido dio un vuelco y se vio lo que la gente fue a ver (?). En los siguientes minutos, el dominio de Barcelona fue abrumador. Pero las ventajas que dio Real Madrid también lo fueron. Penal tonto de Sergio Ramos, gol de Messi que llegó a los 14 en los clásicos.

Minutos más tarde, la jugada del encuentro para que Iniesta se saque a tres tipos de encima y le filtre un pase a Xavi, para que marque el tercero frente a Casillas que nada pudo hacer.

Sobre el final, Víctor Valdés hizo una de las suyas. Quiso parar la pelota y cancherearla, pero Di María –con espíritu wachiturro- le arrebató la pelota y marcó el 2-3.

Ahora la revancha será en Madrid el miércoles que viene. Por los dos goles marcados en condición de visitante, el Real Madrid se queda con la supercopa si gana 1 a 0, 2 a 1 o por más de dos goles. Cualquier otro resultado favorecerá, una vez más, al Barcelona.

Barcelona: 3 Víctor Valdés; Dani Alves, Javier Mascherano, Gerard Piqué, Adriano; Xavi Hernández, Sergio Busquets, Andrés Iniesta; Alexis Sánchez, Lionel Messi y Pedro. DT: Francesc Vilanova.

Real Madrid: 2 Iker Casillas; Álvaro Arbeloa, Sergio Ramos, Raúl Albiol, Fábio Coentrao; Xabi Alonso, Sami Khedira; Cristiano Ronaldo, Mesut Özil, José Callejón; y Karim Benzema. DT: José Mourinho.

Goles: ST 10′ Cristiano Ronaldo (RM), 11′ Pedro (B), 24′ Messi, de penal (B), 32′ Xavi (B), 39′ Di María (RM)

Amonestados: PT 11′ Xabi Alonso (RM), 44′ Arbeloa (RM), 45′ Mascherano (B), ST 5′ Albiol (RM)

Expulsados: no hubo

Cambios: ST 15′ Gonzalo Higuaín por Benzema (RM), 20′ Ángel Di María por Callejón (RM), 26′ Tello por Alexis Sánchez (B)

Cancha: Camp Nou.

¿Extrañabas el superclásico español? ¿El choque entre los dos que todo lo pueden? ¿El mano a mano que hegemoniza La Liga desde hace varios años? Aquí llegó, como Balá (?). Para todos aquellos ávidos del gran duelo de los últimos años a nivel mundial, Barcelona y Real Madrid se ven las caras por primera vez en la temporada, hoy sin definir nada pero al menos rumbeando para que la semana que viene el fútbol español tenga al primer campeón de la 2012-13, o también la síntesis de lo hecho en la 2011-12. Porque de un lado estará el último ganador de la Copa del Rey, título conseguido por los catalanes tras superar por goleada a Athletic de Bilbao; y del otro llegará el actual monarca de la Primera División, que obtuvo justamente después de sacarse de encima a los Culé en el último cruce entre sí y terminar con récord de puntos, goles y lo que había que romper. Hace doce meses, los protagonistas eran los mismos pero su origen inverso, ya que el Barça ganaba el torneo doméstico y el Real hacía lo propio con la Copa.

Como se supone que todos saben, y si no habrá que recordarlo, este trofeo se juega a dos partidos. El de esta tarde en el Camp Nou y en seis días, el miércoles 29, la revancha en el Santiago Bernabeu. En el antecedente inmediato arriba mencionado y a partir de este momento narrado, tuvo dos partidos por demás vibrantes y atractivos, lejos de ser esos encuentros cerrados como culo de Barbie (?). Arrancó el 14 de agosto en la Casa Blanca, con Mesut Özil aventajando rápidamente a los Merengues. Pero no terminó la primera etapa que los Blaugranas lo daban vuelta con tantos de David Villa y Lionel Messi. Pero a los ocho de la segunda mitad, Xabi Alonso ponía el 2 a 2 definitivo. A definir en Catalunya, donde el 10 hizo una vez más de las suyas jugando una locura, como en la mayoría de los partidos importantes en ese 2011. Andrés Iniesta puso adelante al dueño de casa pero la alegría duró lo que dura dura (?), hasta que Cristiano Ronaldo determinó la igualdad. Lio le devolvió la ventaja a su equipo a un minuto de finalizar el primer tiempo, pero de tanto meterse atrás en el complemento, Xabi Alonso decretó el empate y pintaba alargue. Pero no. Messi. Combinación por el centro, desborde de Adriano, centro al punto del penal y aparición del mejor de todos para el 3 a 2 y levantar un título más para esta era moderna del fútbol.


Más de lo mismo

La Redó! 0

Después e un primer tiempo horrible, en el complemento se mataron a goles. Abrió la cuenta Cristiano Ronaldo, pero en 20 minutos Barcelona marcó tres goles (Pedro, Messi y Xavi). Sobre el final, entre Valdés y Di María descontaron para redondear un 3 a 2 para los culés.

Hace un año, en la misma competencia, Mourinho le colaba un garfio a Tito Vilanova (por entonces ayudante de Guardiola) en un ojo. Ojalá no se repita (?)

Aquella revancha fue también recordada por un incidente que se transformó en histórico: el día del famoso “dedazo al ojo” de parte de José Mourinho hacia Tito Vilanova, por aquellos días segundo entrenador de Barcelona. Un año después y en el mismo marco, vuelven a encontrarse pero con una particularidad, que tiene que ver con que el tocayo de Botafogo (?) es ahora el máximo responsable del equipo catalán, tras la salida de Pep Guardiola. Y si bien tuvo otras oportunidades de aclarar las cosas con el portugués, será un duelo especial para ambos. Los dos se juegan algo más, por encima del encontronazo dialéctico y físico. Mou tiene toda la presión y la obligación de ganarle un mano a mano por los porotos, algo que solamente ocurrió en la final de la Copa del Rey 2011, contando lógicamente desde que es técnico Merengue. Y qué mejor paa un entrenador que está haciendo sus primeras armas que ganar un título de movida, ante el gran rival, en territorio ajeno, poniéndola rápidamente sobre la mesa.

Suerte dispa r tuvieron ambos equipos en su debut liguero. Porque el Barça no tuvo contemplaciones para con Real Sociedad, al que derrotó 5 a 1 y no demostró en ningún momento vivir esa época de transición post Pep que se auguraba. Abrió la cuenta Puyol, recuperó la ventaja Messi cuando había caído el empate, la extendió el propio Lio, para luego agrandarla Pedro y cerrarla el recuperado David Villa. Sin embargo, para Real Madrid la cosa no fue tan copante (?). Encontró rápido el gol gracias a Gonzalo Higuaín, pero pudo aguantar sólo hasta el último minuto de la primera parte, cuando Jonás puso el 1 a 1. Para colmo Pepe, pieza termística fundamental en cada clásico, se llevó un golpazo en la cabeza y todavía le están mostrando el DNI para que se acuerde quién es (?).

Y lo llamativo del caso es que ninguno de los dos hizo lo que acostumbra: romper el mercado fichando a lo mejor y sobre todo más marketinero disponible. Se tiraron nombres, se buscaron figuras, pero se apuntó a verdaderos futbolistas y no franquicias. Llegaron a la órbita catalana Jordi Alba, lateral izquierdo figura de la Selección de España en la última Eurocopa y ex Valencia, y a principios de semana lo hizo Alex Song, proveniente de Arsenal y buscando recrear lo que en su momento tuvo y no logró explotar al máximo con Yaya Touré: un todocampista, capaz de robar una pelota en su propia área y llegar a posición de gol. A la capital española no llegó, pero ya está tramitando todo en Barajas (?) Luka Modric, el fenomenal volante croata de Tottenham. Restan detalles para que se haga oficial y así un verdadero crack subvalorado se vista de blanco.

Momento del historial que se renueva varias veces por año y que nuevamente tiene a Real Madrid por encima. Hay que remontarse unos instantes a la última vez que se vieron, aquel partido válido por la 35º fecha de La Liga. Para esa ocasión, llegaban empatados con 86 triunfos por lado en encuentros oficiales, con otros 46 empates. Pero el 2 a 1 conseguido por el equipo de Mourinho puso las cosas en orden (?) y nuevamente lleva uno de ventaja, aunque después de bocha de años, Barcelona tiene la chance de tomar la delantera, siempre y cuando gane en ambas ocasiones.

Así pinta el panorama de una historia que arranca hoy y termina dentro de seis días. España tendrá su primer festejo de la temporada y una vez más será de uno u otro de los hegemónicos de los últimos años. Un clásico más y van…



Cada vez, menos movido el mercado aquí. El Real Madrid sigue guardando su as en la manga, mientras que el Barcelona parece apuntar más a mirar a su propia cantera para el armado de la plantilla que afrontará la próxima temporada. Igualmente, esto último no es tan así, ya que los catalanes han sumado a préstamo a Sergio Araujo, que va a arrancar jugando en la filial B. Decíamos que los Merengues todavía no desembolsaron ninguna millonada para hacerse con alguna figura rutilante, aunque hace semanas que vienen insistiendo por Luka Modric, que anda con ganas de cambiar de aires. Resulta que el croata desapareció de la pretemporada que inició el Tottenham. Todos daban el pase por hecho al Madrid. Más cuando André Vilas Boas declaró que no veía con malos ojos la venta, dado que buscaban fondos para traer algún delantero. La cuestión es que Modric reapareció entre los Spurs, ya retomó los entrenamientos con sus compañeros, fue multado y terminó pidiendo disculpas ¿Se habrá caído el pase?

El que se reforzó fue el Valencia. Y a expensas del equipo de Mourinho. En primera instancia, compró la totalidad del pase de Sergio Canales, quien jugó a préstamo en Mestalla la última temporada. Por otra parte, adquirió a Fernando Gago, quien estaba colgado en Madrid. Tendrá como compañero a Ever Banega, en lo que puede ser una medular interesante con vistas a todo lo que es Selección Nacional ¿El resto? El Sevilla adquirió a un juvenil francés que, dicen, tiene mucho futuro. Se trata de Geoffrey Kondogbia, que llega libre del Lens. Además, nuestro compatriota Juan Neira, de Gimnasia LP (de último paso por Lanús), jugará a préstamo en el Valladolid, recientemente ascendido a primera.

Como dijimos en el número anterior: el Calcio siempre nos va a aportar transferencias de las que hablar. Siempre y cuando hablemos de cantidad, y no de calidad. Sin ser una cosa de locos, revolvió un poco más el mercado que otras ligas. Empezando por los grandes, la Juventus adquirió a Alberto Masi ¿Ggguien so’? (?) Se trata de una de las figuras del Pro Vercelli, que logró el histórico ascenso a la Serie B. Y hablando de la Vecchia Signora, está haciendo todo lo posible por arrebatarle a la Fiorentina a Stevan Jovetic, capitán y figura de los Viola, quien desespera por ir a la Juve, pero desde el Artemio Franchi la están haciendo difícil. Quizás no quieran repetir lo que pasó con Roberto Baggio en su momento. Además, el equipo de Conte, que viene incorporando a lo pavote (?), se está disputando con la Roma a Mattia Destro, delantero del Siena, que es el protagonista de la novelita del verano en el Calcio.


¿Vuelve?

Nos vamos a Milan, para hablar de rumores. Más que nada, en el equipo de Allegri, que viene desprendiéndose de muchas de sus figuras (Seedorf, Nesta, Grimi Inzaghi, Gattuso, Thiago Silva, Ibrahimovic). Ahora que ingresó algo de dinero, van a poner todas sus fichas al regreso de Kaká, sin lugar en el Real Madrid. El mandamás Galliani reconoció que ya están charlando con el jugador, que anda con ganas de volver al lugar donde supo alcanzar su esplendor. Por lo pronto, el brasileño no ha sido convocado a los amistosos de su equipo. Además, para reemplazar a Zlatan, anduvieron sondeando a algunos delanteros: Alexis Sánchez – ya los sacaron matando (?) -, el belga Axel Witsel – Benfica pidió 40.000.000 de euros (!) – y Nicklas Bendtner – sin lugar en Arsenal, aparece como la chance más firme -.

Por último, han llegado argentinos a rolete (?) al Calcio en estos últimos días. En primer lugar, el Atalanta se clavó trajo de Independiente a Carlos Matheu y a Facundo Parra. Otro que se fue del Rojo es Julián Velázquez, pero su destino será el Genoa. Quien llega a Italia también, aunque proveniente de Racing, es Lucas Castro, que recaló en el Catania . Veremos cuál se adapta, y cuál se vuelve en 6 meses (?).


¿Qué onda los dirigentes en Italia?

En Inglaterra son todos rumores. El único que hizo contrataciones fue el Chelsea, que incorporó al otro Hazard, Thorgan, el hermano malo (?), proveniente del Lens. Además, acaba de consumar el traspaso del brasileño Oscar, del Inter de Porto Alegre, por el que debió desembolsar 25.000.000 de libras esterlinas. No conformes con esto, están en la búsqueda de Hulk, que seguramente no continúe en Porto para la próxima temporada. Se van armando los Blues, eh. Habrá que ver qué hace Di Matteo.


El mercado europeo de pases. Pt.III

Fernando Marino 0

Vamos aproximándonos al cierre del mercado de pases europeo, y no hay mucho de qué hablar, realmente. Pero como estamos entrando en etapa de definiciones, además de reportar las novedades en cuanto a transferencias, les contaremos los rumores más rimbombantes (?).

Oscar. Nueva figurita para Abramovich

Yéndonos a Manchester, el City está lidiando hace rato con el Arsenal, para que le suelten a Robin Van Persie. El holandés adepto al nazismo (?) ya avisó que no va a renovar contrato. De movida, Wenger se puso rígido, pero el delantero está con muchas ganas de cambiar de equipo, así que es muy difícil que vuelva a vestir la camiseta de los Gunners. En la vereda del United dicen que el club va a hacer una oferta imposible de rechazar por el joven brasileño Lucas Moura, del San Pablo. Desde Brasil afirman, indignados, que es todo invento de la prensa inglesa.

Volvemos al Arsenal. Los londinenses quieren sumar a Santi Cazorla a toda costa, mientras que Wenger ya descartó la llegada del francés Yann M’Vila. Hasta se rumorea un nuevo retorno de Thierry Henry. Por el lado del Liverpool, como siempre, se menciona falopa (?): Joe Allen (galés de 22 años, jugador del Swansea, que se encuentra con el equipo olímpico de Gran Bretaña) y Clint Dempsey. Y para traer falopa, hay que despachar falopa. Es que andan diciendo que no saben a quién encajarle el paquete Andy Carroll (por el cual se pagó bocha de guita en su momento). Tottenham, mientras espera la resolución del caso Modric, busca arquero (Hugo Lloris es el candidato) y delantero (suenan Marco Borriello, Adebayor, Hulk y Leandro Damiao).

Para cerrar, el que va a jugar en la Premier es Claudio Yacob. Más precisamente, en el West Bromwich Albion. Para esto, tuvo que superar una prueba, donde evidentemente anduvo bien. Veremos cuánto tarda en camarillearla (?).

En lo que respecta a pases llamativos que involucran a ligas menores, tenemos algunas perlitas. Como la de Pablo Mouche, que abandona Boca para jugar en el poderosísimo (?) Kayserispor de Turquía. Juan Manuel Insaurralde también deja la Ribera para jugar en el Spartak de Moscú. Hablando de argentinos cagados de frío (?), Marcos Rojo abandona Rusia para jugar en el Sporting de Lisboa, quienes pagaron 4.000.000 de euros. El que abandonó sorpresivamente la Premier, fue el australiano Tim Cahill, que deja el Everton para jugar en el New York Red Bulls de la MLS (todo, a cambio de 1.000.000 de euros). Y si hay un rumor, adivinen a quién involucra. Y, sí. Dicen que el PSG está preparando una oferta de unos 40.000.000 de euros para quedarse con Modric. Sería demasiado.



La sinfónica

Barcelona – Milan: Decir que éste era el duelo más esperado, que la historia, que el nombre de uno y otro, está más trillado que las promesas de River para ascender (?). Después del empate en San Siro, los 90 minutos en Camp Nou serían determinantes para la vida de uno y otro. Sí, algo tampoco dicho jamás. Todo estaba dispuesto para que Barcelona cumpliera con su mandato divino (?) de revalidad el título conseguido el año pasado, algo que un equipo no puede hacer desde que justamente el Rossonero metió de forma consecutiva las ediciones 1988-89 y 1989-90. Milan por su parte iba por una especie de batacazo, sobre todo intentando repetir la actuación en ese territorio durante la fase de grupos, donde había pegado un empate 2 a 2 que el martes le venía como anillo al dedo. Pero claro, viajó con mucha ilusión y escasa actitud, viéndose superado de forma holgada por los catalanes, más allá de tres o cuatro minutos que aguantaron la presión toda la cancha, comprobando el mito de la manta corta. Le dejaron espacios a Lionel Messi y el 10, sacándole varios metros a Usain Bolt (?), terminó fabricando un penal que él mismo convirtió. La cosa parecia juzgada hasta redepente Antonio Nocerino silenció a las 90 mil almas, definiendo en soledad gracias a Mascherano, que se quedó esperando el vuelto. Igualdad que favorecía a la visita hasta que Alessandro Nesta, como si tuviera nueve partidos en primera y no tres mil, agarró a Busquets en el área en un penal que puede cobrarse o no, pero definitivamente es, y Messi tampoco falló acá y encima alcanzó a José Altafini como el máximo anotador en una misma edición. El segundo tiempo sí que estuvo de más, porque el Barça se puso a defenderse de la forma que mejor sabe, con la pelota, para liquidarlo a través de Andrés Iniesta. 3 a 1 y serie totalmente terminada, para que los de Guardiola se lancen a por todo, más allá de las lógicas críticas de haber ganado con dos penas máximas.


El regreso de la multisectorial (?)

Bayern Munich – Olympique Marseille: Este espacio podría considerarse hipster (?) en eso de andar diciendo ojo con Bayern Munich porque es un serio candidato emergente entre las dos potencias españolas que naturalmente aparecen como favoritos a jugar la final justamente en el Allianz Arena, territorio donde los Bávaros dieron una nueva clase en apenas 45 minutos. Claro, venían de ganar 2 a 0 en el Vélodrome a un Olympique Marseille que apareció por acá sin que nadie lo tuviera en cuenta, dejando afuera a Inter. Para esta revancha, el goleador Mario Gomez quedó en el freezer dejándole el lugar a Ivica Olic. Y ahí está la clave para entender el funcionamiento. El croata metió los goles que hubiera metido el hispano-alemán. Abajo del arco, terminando jugadas colectivas que aún tienen el sello de Louis Van Gaal. El primero, con un desborde de Frank Ribéry que lo encontró ahí para poner la patita. El segundo, con la misma secuencia pero del lado opuesto con Alaba de asistidor. Todo en un primer tiempo que sepultó cualquier tipo de esperanzas de algo más peleado. Los franceses tuvieron alguna que otra situación clara, pero ni el tiro del final les iba a salir (?). Trámite cumplido con muy bien 10 felicitado, ganando 2 a 0 y 4 a 0 en el global, para demostrarle a Real Madrid que la próxima llave no le va a ser nada pero nada fácil.


Sunescan Daluna Buso

Real Madrid – Apoel Nicosia: El 3 a 0 la ida en Chipre y las enormes diferencias futbolísticas, históricas, culturales (?) entre ambos equipos hacía que sea el partido más aburrido de la vuelta de cuartos de final. Era sentarse a esperar los 83 goles de CR7 para competirle a Messi algo (?). Bueno, no fueron tantos, pero hubo dos tantos de la figura del Real Madrid junto a otros tres de sus compañeros (dos golazos -uno de Kaká y otro de Di María- y el restante de Callejón). Pero la emoción, lo lindo de la serie, fue ese momento en que Apoel Nicosia se encontró 0-2 abajo (y 0-5 en el global) y decidió que todo le chupaba soberanamente un huevo. Ante la paja generalizada de un merengue que ya tenía todo cocinado, los chipriotas se animaron y por intermedio de Manduca (luego de una contra rápida después de un error del Madrid en salida) puso el 1-2. Alegría -al nivel de una conquista intercontinental para otros equipos- entre los hinchas del Apoel que se dieron cita en los vomitorios (?) del Bernabéu. Luego Cristiano Ronaldo estamparía el 3-1 con un soberbio tiro libre y el sueño se desmoronó otra vez. Pero “nuestro” Esteban Solari marcó de penal el segundo tanto más importante de toda la historia del Apoel, el primero seguramente fue el anterior (?). No importaron los seis goles de diferencia en la serie, el Apoel se llevó dos tantos del Bernabéu y las calles de Chipre fueron todo alegría. El equipo de Mourinho, en tanto, cumplió con lo que estaba previsto, y sin transpirar. Ahora enfrentará al Bayern Munich en semifinales en un choque totalmente diferente a este, donde la exigencia será superior a cualquier otro encuentro en esta edición 2012 de UCL.


Sin sorpresas: se definieron los cruces de semis

burgos 0

Se cerraron los 4tos de final de la UCL y ya hay cruces para semifinales. Bayern Munich y Real Madrid chocarán el 17 de abril, mientras que Chelsea y Barcelona lo harán al día siguiente. Dos grandes partidos, cuatro grandes equipos, en la definición del torneo más importante de todos.

Con los eggs en la garganta…

Chelsea – Benfica: ¿A cuánto estuvimos de un PeChelsea? El 1 a 0 conseguido en Portugal hacía prever un cierre fácil en Stanford Bridge. Y más cuando el Chelsea se puso en ventaja por intermedio de Lampard (de penal) y el Benfica se quedó con uno menos por la expulsión de Maxi Pereira. Y así se iba el partido, los ingleses hicieron la plancha con la ventaja acumulada de dos goles mientras con los resultados los jugadores muestrar una vez más cómo le hicieron una king size a Vilas-Boas, pero ese es otro tema. La cuestión es que a falta de menos de 10 minutos Javi García puso el 1 a 1 pa ra los lusitanos y durante un ratito el Benfica arrinconó al Chelsea y se olía el olor a pecheada. Pero no hay peor cuña que la de mismo palo (?) y Raúl Meireles (portugués, ex jugador del Porto) clavó el 2 a 1 definitivo en la agonía del encuentro y chau picho. Ahora los Blues tendrán que bailar con la más fea (o la más linda, todo depende del punto de vista) en sefiminales: frente a Barcelona volverán a reeditar la semifinal recordada de 2009, rogando por mejor suerte esta vez.


Es cierto, fue un global de 2-8 en contra; pero, ¿quién le quita a los chipriotas el hecho de haber convertido dos goles en el mismísimo Bernabéu? En la foto el puto brasuca Manduca festeja el primero de los goles del Apoel.

Como se definieron los cruces de la UCL, hoy se definen los de la Europa League. Con tres series que están bien apretadas más una que parece definida (no digamos cuál para no quemarla (?)), los cuatro partidos serán los siguientes:

Valencia (1) – (2) AZ Alkmaar
Athletic Club (4) – (2) Schalke 04
Metallist (1) – (2) Sporting Lisboa
Hannover 96 (1) – (2) Atlético Madrid

¿Tenés twitter? ¡No seas puto y seguinos!



Para qué te traje (?)

Particular y sumamente analizable es la situación que vive la ciudad de Manchester, desde el regreso poco triunfal de un protagonista que nuclea a las dos instituciones más grandes: Welcome Carlos Tévez (?). A su vez, en el seno de su equipo está la división ideológica casi setentista acerca de la mufez o la buena suerte del Apache. Los primeros, que lo llaman T*vez o The stone (?), aseguran que desde que el Apache fue reincorporado por Mancini, el equipo entró en una curva descendente que lo privó de la punta; por otro lado, en las pruebas está que cada vez que ingresó, su equipo levantó un resultado adverso, mas no sirviera para ganar. El ejemplo más claro estuvo el sábado, cuando Manchester City recibía a Sunderland buscando extender un largo invicto como local, sólo hecho a base de victorias. El tanto de Sebastian Larsson sorprendió y preocupó, pero Mario Balotelli igualó de penal antes de morir la primera parte. Sin embargo, Betnder devolvió la ventaja a la visita antes del pitido, para poner Larsson la diferencia mayor a los 20 del segundo tiempo. Cuando todo se desmoronaba, entró Carlitos. Y mágicamente llegaron los goles, descontando Mario Balotelli y marcando Kolarov el 3 a 3, sesenta segundos después. Quedaban cinco minutos y los Citizen fueron con todo, pero quedaron en intenciones y vieron la punta alejarse. Y más aún ayer, cuando Manchester United demostró quién la tiene más larga. Visitaba a Blackburn con todo para no tener inconvenientes mayores, pero pasaban los minutos y nada. La tenía y no concretaba. Y se acordaba de aquella derrota a fin de año pasado. Hasta que apareció otro de los crack que goza Ferguson: Antonio Valencia clavó un zapatazo cruzado que abrió el partido, para rematarlo un toque después Ashley Young. 2 a 0, cinco de diferencia y pocas probabilidades de precipitación.

Dos semiextremos animaban otro de los duelos interesantes del sábado. Arsenal, totalmente recuperado y aparentemente consolidado en la tercera colocación, visitaba a un Queens Park Rangers necesitado de forma urgente de triunfos. Guiándose por la lógica, nada podía malir sal (?). Pero el fútbol no es lógica, porque lógica es de los griegos. Adel Taarabt puso al frente al dueño de casa ante la sorpresa de los propios incluidos, pero la supuesta normalidad llegó con la igualdad de Walcott. Pero nuevamete el QPR se levantó y andó (?), poniendo Samba Diakité el 2 a 1 para el estallido en júbilo y el aire, aunque siga en zona de pérdida de la categoría. Y lo que era soledad Gunner en el lugar de ingreso directo a la Champions, volvió a tener la presencia de su vecino Tottenham, que otra vez mostrando un altísimo vuelo futbolístico, superó a un Swansea que también está en una relación con la pelota por el piso (?). El gol de Rafa Van der Vaart marcó la apertura del marcador para los Spurs, que dominaban pero se llevaron el chasco del empate de Sigurdsson. Era igualdad hasta que Adebayor se hizo presente y marcando por duplicado puso el 3 a 1 final para el equipo de Harry el ebrio (?). Si hay un equipo que merece ser destacado por su gran momento es Newcastle, quien se cargó a un Liverpool plagado de exjugadores albinegros, que dieron lugar a la burla. Incluso uno, José Enrique, terminó en el arco cuando el partido estaba 2 a 0, tal y como terminó, por los goles de Demba Cissé. Si alguno tiene dudas que a Vilas-Boas lo querían voltear, que se haga ver. No para de ganar Chelsea desde su salida y la asunción de Di Matteo, esta vez 4 a 2 sobre un Aston Villa golpeado por la leucemia declarada a su capitán Stiliyan Petrov. Sturridge e Ivanovic adelantaban a los Blues, pero en cuestión de segundos Collins y Lichaj pudieron igualar. Sin embargo no pudieron aguantar y nuevamente Ivanovic recuperó la delantera, para liquidarlo Fernando Torres. Sí, el Niño.


Todos quieren salir en TV

Otro que viene con un 2012 superlativo es Everton, sumando de a tres casi todos los fines de semana, para conseguir un dignísimo séptimo puesto, sobrepasando a su histórico rival de ciudad. Lo hizo gracias al triunfo 2 a 0 conseguido ante West Bromwich, con los tantos de McAuley en contra y de Anichebe, pero desgraciadamente (?) no hubo minutos para el héroe Stracq. En el duelo de la mitad de la tabla, sin urgencias ni necesidades, Fulham le ganó por 2 a 1 a Norwich, a través de los goles tempraneros de Dempsey y Duff, para descontar más tarde Wilbraham. Un gran paso en el objetivo de mantenerse en la Premier dio Wigan, con una valiosísima victoria por 2 a 0 ante el difícil Stoke, gracias a Walter Alcaraz y Moses. Para finalizar, Wolverhampton sigue creciendo para abajo, perdiendo en este caso por 3 a 2 como local ante el golpeado Bolton, que se apoyó en el espíritu aún viviente (?) de Muamba y se impuso con goles de Petrov de penal, Alonso y Kevin Davies, tras abrir el marcador Kigthly y descontar Jarvis.


Rojo calor, celeste frío

burgos 0

La ciudad de Manchester se dio vuelta como una tortilla y ahora es United quien hegemoniza la Premier, después de una nueva helada Citizen. En Italia hubo acercamiento de Juventus, mientras que en España no hubo cambios significativos por otra doble victoria.

Entre el rosa y las pancartas, la Marcha del Orgullo Gay camina por Turín

La fecha sámbuche (?) entre los dos partidos de una serie internacional suele traer secuelas dolorosas en el momento y sobre todo a futuro. Y si esa llave te encuentra jugando contra uno de los mejores equipos de la historia, las consecuencias pegan todavía más duro. Entonces Milan, que llegaba del sacrificado empate ante Barcelona y va por la heroica en el Camp Nou, dejó en segundo plano la visita a Catania. ¿Qué puso todos los titulares? Sí. Y por ahí también pasa el error. En no darle minutos de descanso a los que venían agotados y forzarlos, aún a riesgo de lesiones como la que dejó afuera a Thiago Silva hace unas semanas. La cosa es que terminó siendo un partidazo que deja con un p equeño golpe al Diávolo, porque encontró la ventaja a través de Robinho, pero luego Nicolás Spolli puso el 1 a 1 que varias veces estuvo por romperse, de no ser por la mala puntería y algunos fallos arbitrales por demás polémicos. Para destacar igual la campaña de los sicilianos, que manteniendo a los argentinos se permite soñar con copas. Pero volviendo a lo más alto de la tabla, Juventus no podía dejar pasar esa oportunidad ideal que se le presentó, y por supuesto no lo hizo. Recibió en Turín a Napoli y le pegó una sacudida terrible, como avisando lo que será la final de la Copa. 3 a 0 se impuso, con los goles de Bonucci, el chileno Arturo Vidal -cada vez más jugador y menos chileno (?)- y de Quagliarella. Goleada para mantener el invicto, quedar a dos puntos y recuperar lo que fue suyo casi toda la temporada.

Hablemos de Diego Milito. En segundo plano queda la más que prometedora carrera de Andrea Stramaccioni como entrenador si lo ratifican. Y ya se hablará del mejor partido del 2012. Pero lo del delantero una vez más fue bestial, metiendo tres, alcanzando los 178 goles en el fútbol europeo. Pero claro, no vendió humo, ni siquiera habiendo salido campeón CAM-PE-ÓN con Racing RA-CING (?). Pero ahí va el 22 de Inter, figura en un choque que tuvo todo. Recibiendo a Genoa, el primer tiempo lo tenía encima por tres goles, dos del mencionado y otro de Samuel, descontando sobre el cierre Moretti. Palacio de penal acercó posiciones, pero Mauro Zárate se redimió ampliando. Gilardino de penal, después de la expulsión de Julio César, arrimó de vuelta a los genoveses, para que luego Milito sentenciara desde los doce pasos tras la roja a Belluschi, y el nuevo penal de Gilardino fuera para la ancédota de un 5 a 4 inolvidable. En un fin de semana plagado de argentos, hasta Lionel Scaloni metió un gol. No fue más que el descuento en la derrota de Lazio ante Parma por 3 a 1, anotando Mariga y dos veces Floccari para los de azul y amarillo. Más allá de la derrota, el más facho de la capital está cada vez más cómodo en el tercer lugar, porque a Udinese ya le pinta la cara el primer logi que pasa (?), como fue esta vez Siena, que le ganó 1 a 0 con gol de Destro.


Metió tres y no los gritó. Algún día tendrá el lugar que se merece

Otra de las goleadas de la fecha se la propinó Roma a Novara, con la consolidación total de la sociedad entre Erik Lamela y Daniel Osvaldo autores de un gol cada uno y ambos con actuaciones más que destacadas. Caracciolo había puesto en ventaja a la visita, para darlo vuelta Marquinho, luego el sin apellido (?), más tarde Simplicio, después Bojan y para finalizar el exenganche de River, cuando ya había descontado Morimoto, para el 5 a 2 final. Supera ampliamente las expectativas la campaña que viene cumpliendo Chievo Verona, derrotando en este caso como visitante por 2 a 1 a Fiorentina, con tantos de Pellissier y Rigoni, este último de forma agónica después del empate de Ljajic. Este espacio ha seguido minuciosamente la campaña de Atalanta, el equipo que arrancó con seis puntos menos, augurando su salvación. Una piedra, as usual (?), más allá de no complicarlo demasiado la caída 2 a 0 en Cagliari, con goles de Conti y Mauricio Pinilla. La intrascendencia este año se viste de rosa y se llama Palermo, navegando en la mitad de la tabla y metiendo triunfos para demostrar que existe, como el 3 a 1 ante Bologna, con goles de Donati, la Joya Hernández y Morleo en contra, habiendo puesto en ventaja a los locales Sorensen. Para finalizar, y porque no hay Calcio sin 0 a 0, así aburrieron Lecce y Cesena, uno casi descendido y el otro en vías de.


Saludos inesperados

Tener la cabeza puesta casi íntegramente en la Champions League no impidió que cambie algo de lo ya instituido en lo más alto de una Liga Española que, después de dos casi traspiés del líder, vuelva a tener una expectativa que se va esfumando como sueldo en la segunda mitad del mes (?). Entonces Real Madrid, que hizo los deberes de forma perfecta en Chipre, aprovechó para cuidar su quintita a nivel local ante un Osasuna que prometía muchísimo más de lo que terminó haciendo en su propia casa, donde los Merengues se sentaron en el sillón, apoyaron las patas en la mesa ratona pero antes fueron a la heladera para sacar una birra y un salamín picado fino (?). 5 a 1 fue el triunfo de los de Mourinho, otra vez con el tridente ofensivo en plenitud, porque el primero lo metió Benzema, después Cristiano Ronaldo, más tarde Higuaín y luego repitiron ambos en el mismo orden, anotando Nino el tanto del honor para el conjunto de Pamplona, que aún se mantiene sexto. Mucho se esperaba de la revancha entre Barcelona y Athletic de Bilbao, después de aquel empate en San Mamés donde ambos se florearon. Pero la pomada (?) será en la Copa del Rey, porque los catalanes no le dieron ni media chance a un equipo fundido después del golpe en Alemania por la Europa League. Fue un 2 a 0 sin transpirar, con los tantos de Iniesta y Messi a través de un penal que hoy, casi 72 horas después, no se sabe a colación de qué vino.

En uno de los clásicos menores de la Comunidat, los dos tenían su oportunidad de algo: Valencia de escaparse en el tercer puesto, mientras que Levante podía alcanzarlo. Nada de eso pasó, porque todo terminó 1 a 1 entre un equipo que no quiso y otro que no pudo. Los que no quisieron fueron los Che, entre el cansancio por el partido ante AZ y la apatía generalizada este últimpo tiempo, pero igualmente abrieron el marcador a través de Jonás; y el que no pudo fue el Granota, superior en buena parte del encuentro pero carente de peso, llegando a igualar a través de Koné. Un día antes, Málaga había dejado pasar un tren vacío porque pensaba que la minita de pollera venía en el siguiente, pero nunca apareció y como local perdió 2 a 0 ante Betis, donde marcaron Rubén Castro y Chechu Dorado que, aunque no lo crean, es hombre se gún el documento (?). Hace algunas fechas, se anunciaba por acá que Atlético de Madrid caminaba en silencio por la senda del triunfo. Confiado, ya se puso a gritar y a hacer bardo de la mano de Simeone, al ganarle 3 a 0 a Getafe con los tantos de Eduardo Salvio, Diego y Radamel Falcao García, como siempre. 42 puntos acumula el Colchonero, que parece lejos pero sólo cinco puntos lo distancian del tercer lugar. Con la misma cantidad de unidades y perfil mucho más bajo se reubicó Sevilla, ganándole esta vez por 3 a 1 a Mallorca en el cierre de la jornada, con tantos de Negredo, Manu del Moral y Jesús Navas, descontando Hemed para los isleños.

Mirando la tabla tanto al derecho como al revés, el partido entre Villarreal y Espanyol era uno de los que más cosas tenía en juego, entre descenso e ingreso a las copas. Sin embargo fue 0 a 0 con poco más que decir, salvo que no le sirve a ninguno de los dos en sus empresas. Sacando a los dos gigantes de arriba, es tan pero tan parejo el torneo de los otros dieciocho que Rayo Vallecano pudo quedar a tiro de meterse en puestos de UEL y ahora aparece a nueve del descenso, después de ser sorprendido por Real Sociedad y perder 4 a 0, con los tantos de Agirretxe, Zurutuza, Griezmann y Carlos Vela. Cuando todos lo daban por muerto, Zaragoza sigue vistiendo la armadura del Ave Fénix, cada vez más cerca de llamarse Ikki (?). Sigue en puesto de descenso pero empieza a asomar la cabeza buscando el milagro, luego de la victoria por 2 a 1 sobre Sporting de Gijón, abriendo el marcador Postiga, igualando Sebastián Eguren y, cuando se jugaba tiempo agregado, Lafita marcó el del triunfo. La mala noticia para los Maños provino de Santander, donde Racing le estaba robando un empate a Granada hasta que en el último minuto Siqueira de penal anotó el 1 a 0 que le permite a los explosivos (?) escaparle al fantasma de la Segunda.


Crack en todo sentido (?)

La fecha de los partidos llenos de goles y emociones tuvo también su ejemplo concreto en la Bundesliga, donde Borussia Dormtund pasó de la alegría a la bronca, luego a la tranquilidad y finalmente a la desazón frente a Stuttgart: con goles de Kagawa y Blaszczykowski se encaminaba a otro triunfo tranquilo, pero de golpe y en ocho minutos, Ibisevic y dos veces Schieber revertían el marcador; herido en el orgullo, el puntero se repuso y ahora sí parecía sentenciarlo con los tantos de Hummels y Perisic, sin embargo en una de las últimas Gentner decretó el 4 a 4. Los dos puntos perdidos por los amarillos le dieron la chance a Bayern Munich de volver a ponerse a tres, porque como si no le alcanzara con sacudir nalgas (?) a nivel europeo, también hace lo suyo en la liga doméstica, como el 1 a 0 a Nürnberg con el tanto de Robben, que si está recuperado y protege los huesitos de cristal la descoce constantemente. Muy lejos de la pelea pero a la vez cerca de quedarse sin par y sin torta después de la derrota del jueves, Schalke 04 se bajó definitivamente con el empate 1 a 1 frente a Hoffenheim, marcando Salihovic para el local y Huntelaar para la visita, ambos mediante un penal. Otro que renunció a los honores y a la lucha fue Mönchengladbach, cayendo 2 a 1 frente a Hannover, rival de Atlético de Madrid en la Europa League, como consecuencia de los goles de Ya Konan y Diouf, descontando Nordtveit.

Al igual que el pasado martes, el fútbol europeo no se da tiempo ni para fumarse un pucho (?) que ya tiene actividad nuevamente con el certamen que todos esperan y que hasta hoy tiene a ocho interesados, pero mañana a la noche sólo sobrevivirán cuatro de ellos. Esta tarde, desde las 15.45, se jugará la revancha de la llave más esperada. Barcelona recibe en el Camp Nou a Milan después del 0 a 0 en San Siro. Ambos van con lo mejor que tienen, siendo los Blaugranas los que tienen la responsabilidad de ser candidatos, mientras que el Rossonero se ilusiona con repetir el 2 a 2 de la fase de grupos y, por los goles de visitante, estaría accediendo. Al mismo tiempo, para Bayern Munich debería ser un trámite dejar afuera a Olympique de Marsella, después de ganarle 2 a 0 en el Vélodrome. Los Bávaros vienen cada vez más firmes y sabiendo que la final se juega en su casa, quiere ser el anfitrión. Pasando a lo que ocurrirá mañana, poco lugar para la sorpresa dejaron los choques de ida. Real Madrid venció 3 a 0 a APOEL sólo porque cada tanto es bueno y piadoso (?), entonces en el Bernabeu jugará por compromiso. Y en Londres, Chelsea no quiere que se le congele la cosa recibiendo a Benfica, al que ya derrotó 1 a 0 en Lisboa.



El fútbol es pasado

Agarrando cualquiera de estos repasos de años anteriores, encuentra pilas de euros tiradas en distintos jugadores. Metafóricamente eh (?). Siempre eran un par los equipos que venían de capa caída y recurrían a la chequera, o se las veían negras y entonces ahí clavaban la firma y se llevaban el jugador del invierno boreal. La crisis económica, la conformidad, un nuevo rumbo para el mundo fútbol o vaya a saber qué cosa provocó que este mercado fuera una excepción y sólo aparezcan intenciones, porque a la hora de poner la tarasca nadie apareció. Paradigmático e inexplicable el caso Carlos Tévez, cabeza de tacho si los hay hoy en el mundo, que rechazó a Paris Saint Germain, no arregló con Milan y evitó cualquier otra oferta, aún quedando colgado en su Manchester City, donde no va a volver a jugar en su pobre vida. ¿Por qué? Lisa y llanamente, por pelotudo. O dicho de otra forma, porque ya no quiere jugar al fútbol. Pero claro, esto provocó el bombazo del verano, si con bombazo aceptamos un chasky boom (?): aplausos para #elrepresentantedemaxilopez, que logró otro milagro en la carrera del Massi, D11os, el Drogba Blanco y tantos otros apodos cariñosos, al ubicarlo nada más y nada menos que en Milan, teniendo en cuenta la ausencia de Cassano por el conocido ACV. Standing ovation.


Gracias por estas lágrimas

Ya que mencionamos a Manchester City, digamos que no hizo mucho con su poronguda (?) billetera, incorporando sólo a última hora al chileno David Pizarro, propiedad de Roma pero con poco lugar. Por si no recuerdan quién es, la memoria indica que es uno de los que riquelmeó (?) a la Roja en el prebielsismo, cuando el diccionario chilote no tenía la palabra profesionalismo pero sí un montón de acepciones para joda, caravana y trolas. O sino P, F y A. Cuando recién comenzaba el mes, quienes sacudían el mercado eran Manchester United y Arsenal, recuperando dos viejitos piolas: los Diablos Rojos sacando del exilio a Paul Scholes, retirado seis meses antes, y los Gunners repatriando a Thierry Henry por un par de meses, al margen del mundo (?) en ese experimento llamado Major League Soccer, del que Aston Villa sacó también al irlandés Robbie Keane. Al mismo tiempo, los de Wenger mantuvieron la tradición robacunas y se trajeron a Thomas Eisfeld, un chico de 19 años que jugaba en Borussia Dortmund. Para no ser menos, el equipo de Ferguson enganchó al suizo Frederic Veseli, de sus vecinos Citizen. El fichaje más caro de la Premier, pero no por eso el más importante, fue el de Gary Cahill de Everton a Chelsea, para reforzar una flojita defensa.


Una apuesta a la juventud (?)

En el mencionado equipo azul de la ciudad de Liverpool, las dos incorporaciones fueron Darron Gibson, que rindió sus frutos rápidamente anotando el gol del triunfo contra Manchester City ayer, y el yanqui Landon Donovan, que puso la asistencia. En cuanto a cantidad, y por qué no en calidad, Queens Park Rangers fue el más activo del último día: Djibril Cissé de Lazio, Samba Diakité de Nancy, Federico Macheda de Manchester United, Nedum Onuoha de Manchester City, Taye Taiwo de Milan y el siempre rendidor Bobby Zamora de Fulham, que encontró rápidamente su reemplazante en el ruso Pavel Pogrebnyak. Corriendo llegó a la Federación Inglesa el representante de Tottenham, avisando que Louis Saha es su nuevo delantero, a segundos del cierre. Y cerrando el repaso por la isla de los colonialistas, el chileno Jean Beausejour es nuevo jugador de Wigan, mientras que Sunderland aprovechó y se llevó a Wayne Bridge, otro de los tantos enemigos públicos de Robbie Mancini.

Pasando a España, todavía hay gente que espera que Barcelona y Real Madrid se muevan. ¿Para qué? Con plantillas completas, decidieron mantenerse al margen del humo y los gastos superfluos. Sus vecinos de ciudad sí apostaron, siendo Espanyol el que mejor lo hizo con el juvenil Coutinho, cedido por Inter, y con Kalu Uche; mientras que Atlético de Madrid, ya con el Cholo Simeone al mando, recuperó a Fran Mérida luego de la salida de la Perla Reyes, que regresó a su primer amor Sevilla. Toda la presión de rendir al menos para nosotros (?) la tiene Alejandro Martinuccio, uno de los mejores de Peñarol en la última Libertadores, llegando a Villarreal con el objetivo de evitar el descenso. Otro argentino suelo en la Liga BBVA será Pablo Álvarez, que en las últimas horas firmó su vínculo con Zaragoza, bastante más complicado que el Submarino Amarillo. Buscando algo más de minutos, Emiliano Armenteros dejó otra vez Sevilla, esta vez para vestir la banda roja de Rayo Vallecano, que también sumó a Diego Costa, otro ex Aleti. Mirá si habrá sido malo todo esto que los medios españoles destacan la llegada a Granada de Henrique, figura del último Mundial sub 20 con la camiseta de Brasil, a la vez que celebran que el sin manos de Kameni haya sido la incorporación de Málaga.


Default

burgos 0

Terminó enero y con ello cerró el mercado de pases europeo. Mucho más no se puede decir de un bluff propio de la recesión económica que se vive por aquellos pagos, sin una puta transferencia millonaria como suele ocurrir. PSG y QPR como los relativos ganadores.

#MARTINUCHO (?)

El recorrido trae su imaginación hasta Italia, donde ya se destacó el arribo de Maxi López a Milan. Ni lerdos ni perezosos, sus vecinirijillos (?) de Inter apostaron al internacional Angelo Palombo, que se mantenía en Sampdoria pese al descenso, para ocupar el lugar que dejó Thiago Motta, de quien se hablará más adelante. Al Rossonero también cayeron Sulley Ali Muntari y Lucas Ramos, brasilero de pasado reciente en Inter de Porto Alegre. Y en este ir y venir, gran movida del Neroazzurro para hacerse con el colombiano Freddy Guarín, uno de los mejores y menos valorados jugadores del Porto d e Vilas Boas; también aprovechó el remate de los Gaúchos y adquirió al joven defensor Juan. Donde también se movió el avispero (?) fue en Juventus, sin nombres rutilantes pero pudiendo destacarse el regreso de Martín Cáceres y la llegada de un trotamundo del gol como Marco Borriello. Bajando hasta Roma, sólo llegó Marquinho al equipo de Luis Enrique, más allá del no muy buen semestre.


Uno se va, otro vuelve. El Comando Luchogonzalezista, presente

Momento de hablar de argentinos y sudamericanos en el Calcio: pactado desde hace seis meses, el Mudo Vázquez llegó a Palermo, buscando reemplazar a Pastore; otro que arribó es Fernando Belluschi, incorporado por Genoa (que sumó también a Gilardino), en su primera incursión en el primer mundo del fútbol; después de un 2011 para tirar a la hoguera, Juan Pablo Carrizo logró salir de Lazio y es el nuevo arquero de Catania (que se reforzó con el chileno Felipe Seymour), que ya no tiene más a Mariano Andújar, de nuevo en Estudiantes; el otro que cambió de colores es Mario Santana, pasando de Napoli a Cesena, equipo que además tendrá a Vincenzo Iaquinta. En cuanto al resto del Mercosur, la gran Copa Sudamericana donde fue goleador y campeón le permitió a Eduardo Vargas recalar en Napoli; olvidable fue el paso de Emiliano Alfaro por San Lorenzo, pero también tiene de representante a un mago que lo clavó en Lazio, donde tampoco meterá goles (?); y otro uruguayo, el eterno Rubén Olivera, es incorporación de Fiorentina.


El rigor del dinero

Queda repasar en este último apartado lo hecho por Paris Saint Germain, decidido a quedarse con la Ligue 1 en primera instancia y pisar fuerte en Europa la próxima temporada: primero llegó el lateral por izquierda Maxwell, que de a poco quedó olvidado en Barcelona, luego el central de Chelsea Alex, y sobre la chicharra apareció Thiago Motta, a cambio de unos 10 millones de euros. Hay que quedarse en Francia pero rápidamente meter viaje hasta Portugal, siguiendo de cerca el recorrido de Lucho González, de regreso a Porto luego de haber sido la contratación más cara de Olympique de Marsella. Casi quebrado, el club galo decidió liberarlo y así ahorrarse 380 lucas azules por mes. Por último, excelente refuerzo es para Borussia Dortmund el crack Marco Reus, tanto por su potencial como por ser la estrella de Mönchengladbach, uno de los rivales en la Bundesliga. Schalke 04, otro de los punteros, se anotó con Chinedu Obasi, para acompañar a Raúl, Hunteaar y Farfán.


El mundo a sus pies: Feyenoord 1970

Martín Gorojovsky 0

El recorrido nos lleva hoy al primer equipo holandés campeón del mundo que, contra lo que podría suponerse, no fue el Ajax sino su rival, el Feyenoord de Rotterdam.

El campeón de Europa de 1970 tuvo un recorrido similar a su antecesor inmediato. Así como el Milan había visto festejar al Inter dos años seguidos, el Feyenoord había sido subcampeón en 1966, 1967 y 1968 del Ajax. En 1969 le pudo cortar el tetracampeonato a su rival y se clasificó para jugar la Copa de Campeones de Europa.

Los nombres más recordados de la Naranja Mecánica que deslumbraría al mundo en 1974 suelen provenir del cuadro de Ámsterdam, pero el aporte de su rival no es para nada menor. Theo De Jong, Wim Jansen y Willie van Hagenem fueron piezas destacadas del equipo que revolucionó al fútbol, aunque como no eran delanteros sus nombres aparecen un poco relegados. También sería parte de la historia grande del fútbol el austríaco Ernst Happel, precisamente el técnico de la selección neerlandesa en 1978. En el momento de nuestro relato Happel había sido comenzado su carrera como entrenador pocos años antes. Se había destacado con el ADO de La Haya y en 1968 había asumido la conducción del Feyenoord, ganando el título local en el primer intento.

En la primera fase eliminó al KR islandés por un modesto global de 16 a 2 (?). En octavos de final dio el gran golpe cuando eliminó al Milan, campeón defensor. En la ida, jugada en Italia, el franco-argentino Néstor Combin marcó el único gol del partido, mientras que Jansen y Gretel van Hanegem dieron vuelta el resultado en Holanda. Idéntico desarrollo tuvo la serie en cuartos de final. Derrota 1 a 0 en Alemania Oriental contra el Vorwärts Berlín, y triunfo 2 a 0 de local. En semifinales el libreto cambió levemente. 0 a 0 contra el Legia Warszawa en Polonia y otro 2 a 0 en casa.

La final se jugó el 6 de mayo de 1970 en el estadio San Siro de Milán. El rival era el Celtic de Glasgow, campeón en 1967. Tommy Gemmell abrió la cuenta para los escoceses a los 30 del primer tiempo con un fierrazo a la salida de un tiro libre, pero dos minutos más tarde Rinus Israël, el prestamista del gol (?), empató de cabeza el partido. El resultado no se modificó hasta los 11 minutos del segundo tiempo suplementario, cuando el sueco Ove Kindvall marcó el gol del campeonato. El Feyenoord había triunfado allí donde su rival había fracasado el año anterior.

Feyenoord 2: Graafland; Romeijn (ST sup. Haak), Laseroms, Isräel, van Duivenbode; Hasil, Jansen, van Hagenem; Wery, Kindvall, Moulijn. DT: Ernst Happel.

Celtic 1: Williams; Hay, Gemmell, McNeill, Brogan; Murdoch, Auld (ST 32′ Connelly); Johnstone, Hughes, Wallace, Lennox. DT: Jock Stein.

Goles: Celtic: PT: Gemmel 30′. Feyenoord: PT: Israël 32′. ST sup.: Kindvall 11′.

Estadio: San Siro, Milan.
Árbitro: Concetto Lo Bello (Italia).

Goles y festejos de la final de la Copa de Campeones de Europa.

Del otro lado del Atlántico la cosa se empezaba a poner aburrida (?). El Estudiantes de Zubeldía mantenía su hegemonía al conquistar la Copa Libertadores por tercera vez consecutiva. Una vez más había tenido que recorrer un camino breve. Arrancó directamente en semifinales contra River, al que despachó tras ganarle 1 a 0 en el Monumental y 3 a 1 en La Plata. En la final enfrentó a Peñarol.

No solo Estudiantes se convirtió en el primer cuadro en ganar tres Libertadores consecutivas, sino que alcanzó al Carbonero en cantidad de copas ganadas. La primera final, disputada en La Plata al día siguiente de la final europea, favoreció a Estudiantes, que se impuso con un gol de Néstor Togneri a tres minutos del fin del partido. En la revancha, jugada ocho días después, los Pincharratas lograron sacar un empate sin goles en el Centenario y se consagraron tricampeones.

En agosto fue el turno de la final del mundo. Una vez más Estudiantes eligió la cancha de Boca como escenario para jugar de local. El partido empezó bien para los argentinos que a los 10 minutos se imponían por 2 a 0 con goles de Echecopar y Verón. Pero a los 21 Kindvall achicó distancias, y a los 20 del segundo tiempo van Hanegem conseguía el empate que dejó a los europeos bien parados para la final.
Aquí puede verse el partido completo, filmado en la Bombonera con una única cámara.

Estudiantes 2: Errea; Pagnanini, Spadaro, Togneri, Malbernat; Bilardo (Solari), Pachamé, Echecopar (Rudzki); Conigliaro, Flores, Verón. DT: Osvaldo Zubeldía.

Feyenoord 2: Treijtel; Romeijn, Israël, Laseroms, van Duivenbode; Hasil, Jansen, van Hagenem (Boskamp); Wery, Kindvall, Moulijn. DT: Ernst Happel.

Goles: Estudiantes: PT: 6′ Echecopar, Verón 10′. Feyenoord: PT: Kindvall 21′. ST: van Hanegem 20′.

Estadio: Boca Juniors, Buenos Aires.

Dos semanas después llegó el duelo en el Viejo Mundo. En un duelo cerrado Joop van Daele fue el héroe de la noche al marcar el único gol del encuentro a los veinte minutos del segundo tiempo.

Feyenoord 1: Treijtel; Romeijn, Israël, Laseroms, van Duivenbode; Hasil (Boskamp), Jansen, van Hanegem; Wery, Kindvall, Moulijn (van Daele). DT: Ernst Happel.

Estudiantes 0: Pezzano; Malbernat, Spadaro, Togneri, Medina; Bilardo, Pachamé, Romero (Pagnanini); Conigliaro (Rudzki), Flores, Verón. DT: Osvaldo Zubeldía.

Goles: Feyenoord: ST: van Daele 20′.

Estadio: De Kuip, Rotterdam.

Imagen de previsualización de YouTube

Gol de van Daele en la segunda final.


Con la copa el cuatrojos (?) van Daale

En uno de esos episodios que le dan mala fama al Estudiantes de Zubeldía, Oscar Malbernat arrebató a van Daele los anteojos que el jugador holandés usaba y se los pisoteó ahí mismo. No alcanzó sin embargo para revertir un resultado que le permitió al Feyenoord decir “¡Tekerematá Ajax!”… al menos por un par de años.

Ediciones anteriores:

Real Madrid 1960 | Peñarol 1961 | Santos 1962-1963 | Inter 1964-1965 | Peñarol 1966 | Racing 1967 | Estudiantes 1968 | AC Milan 1969