Jugadas ya las semifinales de las dos máximas competiciones europeas, solo se puede sacar una conclusión: La liga española tiene a los equipos más competitivos del Viejo Continente
cholo
No es ni la liga más linda, ni la que mejor se juega, ni la que mejores jugadores tiene; pero el torneo de los vigentes campeones del Mundo aporta al continente europeo los equipos más competitivos. Fiel a nuestro estilo, no como Rial(?), repasaremos brevemente los resultados de los cuatro partidos semifinales de ida, ponderando las de Champions sobre las de UEL, para después desarrollar de manera más extensa las vueltas y agregar algunas conclusiones.

En un partido que suscitó el repudio y la indignación de los puristas del juego vistoso y ofensivo, el Aleti recibió al Chelsea en un 0-0 en el cual ambos equipos salieron conformes, el visitante por no perder y el local por no recibir goles. Panorama más que abierto, con sensaciones que ambos equipos se habían estudiado y que cualquier cosa podía pasar.

El otro partido también se jugó en Madrid, en donde el Bayern atacó con poca profundidad y el Real contraatacaba con una velocidad extraordinaria, en un duelo de estilos muy vistoso. El resultado fue que el equipo de Ancelotti pudo llevarse un 1-0 que dejaba todo abierto, pero que parecía que el vigente campeón de Champions podía darlo vuelta si ajustaba un par de cosas en 3/4 de cancha.

En las semis de UEL, el Sevilla se había impuesto 2-0 como local ante el Valencia; mientras que el Benfica había ganado también en la misma condición 2-1 a la Juventus. También las dos series sin pronóstico cierto, con los italianos levemente como candidatos por el gol de visitante marcado por Tévez.

UEFA Champions League

Baile merengue en Munich

0010953557

Parece cosa sencilla afirmar esto con el diario del lunes, pero si uno miraba las caras de los jugadores del Real y la de los del Bayern a los 10 minutos del encuentro, se daba cuenta enseguida quien iba a ganar el partido. Una diferencia de dinámica y actitud muy importante se vio en los primeros minutos del encuentro, en donde el equipo muniqués intentanba desarrollar su juego de posición de la mano de ese talento que es Tony Kroos, pero carecía de profundidad por las bandas, donde tantas veces se destacaron. Mientras tanto, cada ataque del equipo de la Casa Blanca era de una profundidad extraordinaria.

El ingreso de Müller prometía un mayor juego vertical por parte de los alemanes, pero jamás pudieron los tandems otrora tan exitosos Alaba-Ribery y Lahm-Robben generar situaciones ventajosas por los costados. Todos los centros terminaban en un seguro Sergio Ramos y en un Pepe genial, que llega al Mundial en el mejor momento de su carrera, esta dupla de arriba son impasables. Una vez que el Madrid se acomodó, empezó el show de Modric y Di María. El croata y el argentino se impusieron en el mediocampo, cada uno a su estilo. Luka haciendo todo bien y simple, el Fideo con sacrificio y un despliegue físico casi sin precedentes.

En ese contexto se dio el momento soñado para el central de la selección española: Sergio Ramos, contra el equipo que había hecho el ridículo pateando un penal decisivo a las nubes en esta misma instancia dos años antes, sentenció la serie en 10 minutos. A los 15, cabeceando un corner de Bale, y un rato después, un tiro libre de Di María. En ambas ocasiones quedó pagando Mandzukic en la marca. Y fin de la eliminatoria. El Bayern no tuvo la capacidad de seguir compitiendo, por más que Guardiola intentó ajustar varias cosas. Ancelotti ya estaba preparado, sus jugadores más motivados, y el Bayern, que se había acostumbrado a ganar todo a media máquina durante el año, no tuvo respuesta a tal demostración de carácter.

Todo lo que vendría después sería anecdótico y sería para las estadísticas, porque la serie estaba definida. a los 35′ Cristiano definió solo una contra perfecta de sus compañeros, y 3-0. Cerca de terminar el primer tiempo el gran Xabi Alonso cometió una boludez indigna de su categoría y trayectoria, haciendose amonestar estando ya apercibido y será baja en la final de Lisboa. En el segundo tiempo entró Javitxu Martinez, Götze (tarde) y Pizarro, pero no pudieron cambiar nada en el desarrollo. La lentitud pasmosa de los centrales del Bayern (Algo que sí o sí deberá reforzar para la próxima temporada) seguía siendo una bendición para cada contra Blanca. A un minuto del final, Cristiano ejecutó un tiro libre por debajo de la barrera y marcó su decimosexto gol de la competencia. 4-0 sorpresivo para propios y extraños, repaso táctico de Ancelotti y vuelta del Real Madrid a una final europea después de 12 años y andá a saber cuantos cientos de millones de euros. Pero merecida, eh.

Show del Atlético en Londres

Diego-Costa-Atletico-Madrid-Chelsea_LNCIMA20140430_0101_28

¿Existe alguien que hubiera apostado un peso que el Cholo dos años y medio después de haber asumido, metería a un equipo en ese entonces mediocre en la final de la Champions League y tendría media Liga española abrochada? Imposible. Lo de este tipo, el cual este redactor detesta por haber sacado a River último y haber echado a Ariel Ortega del club, es digno de los elogios más grandes. No vendrán de estas líneas, pueden estar tranquilos(?). Preferimos decir que es mérito del Mono Burgos y que DPS le hace caso. En fin, escribiendo en serio, este Atleti de Madrid es un equipo que se adapta a cada rival que le toca y que juega con una concentración cada minuto que está en la cancha que asombra.

Luego de una ida sin goles, el Atlético, sorpresivamente, se plantó en campo del Chelsea e intentó ser el protagonista del juego con argumentos más que sólidos. Un 4-4-2 bien amplio, con dos puntas (Costa y Adrián) que también colaboraban en la marca. Mou respondía con un esquema más bien cauteloso, con dos defensores naturales jugando de volantes como son David Luiz y Azpilicueta, y solamente tres jugadores de funciones netamente ofensivas como son Willian, Hazard y Torres.

Fue el conjunto español el primero que levantó al público de sus asientos, en el minuto 5, con un disparo envenenado de Koke que se estrelló en el travesaño tras superar a Mark Schwarzer, el del lesionado Petr Cech. Otras dos llegadas de Diego Costa durante los primeros veinte minutos obligaron a extremar las precauciones al Chelsea, que sabía que un gol le obligaría a sumar dos tantos. Los de Mourinho, más allá de una chilena que ensayó David Luiz en el minuto 23, solo habían creado peligro con una falta que Willian lanzó por arriba, hasta que Torres, tras pase de Azpilicueta, asestó un duro golpe al Atlético, el club donde debutó y militó siete temporadas.

Pasada la media hora, Willian se sacó de encima a dos defensores en la esquina derecha del campo para llevarse la pelota que derivó en Azpilicueta, que cruzó un balón que Torres conectó al primer toque y que cambió de trayectoria al rozar a Miranda antes de superar a Courtois. Torres no celebró un gol que tampoco desequilibró al equipo de Simeone, que llegaba a Londres preparado para sufrir lo que fuera necesario.

Tan solo diez minutos después del tanto de Torres, en el momento psicológicamente más propicio, el conjunto español devolvió el golpe con un remate defectuoso de Adrián López, la apuesta de Simeone en la alineación del Atlético, sobre nombres más fuertes como Villa Sosa o Diego. Arda Turan le tiró una bocha a Juanfran, que entró por la derecha y centró a donde esperaba el 7 de los de Simeone, que se fueron al vestuariocon un resultado que los dejaba clasificados para la final de Lisboa y saltaron de nuevo al campo encendidos. En apenas dos minutos, Tiago obligó a despejar un balón peligroso al arquero australiano, mientras que Courtois demostró su habilidad ante el equipo propietario de su pase negando una clara ocasión a Terry. Mourinho, obligado a salir al ataque, sentó a Cole por un delantero: Eto’o, que en su primera acción cambió definitivamente el partido, aunque no como hubiera querido el técnico luso.

El camerunés derribó en el área a Diego Costa, que se encargó de meter el penal y obligaba al Chelsea a meter dos goles para clasificar. Las esperanzas el público inglés, que comenzó a abandonar Stamford Bridge mucho antes de que acabara el duelo, las derribó finalmente Turan, que aprovechó un balón rechazado por el travesaño para sellar un 3-1 que forzaba a los de Mourinho a marcar tres imposibles tantos para dar la vuelta la eliminatoria que ya tenía color rojiblanco. Así, vuelve el Atleti a una final después de 40 años y de vuelta gracias a un DT argentino, ya que la vez anterior había sido de la mano del Toto Lorenzo.

UEFA Europa League

La final de Turín se queda sin el anfitrión

La explicación de porqué Benfica está en la final se resume a tres cosas: Oblak, Garay y Luisao. El arquero y los dos centrales, sobre todo el argentino, se lucieron en una noche donde Juventus intentó, pero la falta de claridad de sus hombres de ataque determinaron que no alcance la etapa decisiva del torneo. Tévez mostró por enésima vez, que ante rivales top, que no solamente ponen gente atrás, si no que ponen gente de calidad, su habitual técnica y físico superior no alcanzan y su ignorancia táctica y falta de paciencia terminan perjudicando al colectivo.

ajam

La Juve probó por ambos costados con Asamoah y Lichsteiner, por el medio con Tévez, Pogba y Vidal, por arriba con Llorente y nada fue efectivo. La otra clave de la llave fueron los momentos en los cuales un enorme Enzo Pérez (señalado por los medios portugueses como el mejor jugador de la liga lusa) borró a Andrea Pirlo, que igualmente se la ingeniaba para crear espacios o patear él mismo al arco. El despliegue de los muy interesantes Markovic y Gaitán produjeron zozobras en el fondo juventino en el segundo tiempo, pero la evidente falta de calidad de los delanteros de Benfica Lima y Rodrigo no le permitieron marcar diferencias. El partido terminó 0-0 dejando a la Juve afuera otra vez de una competición europea.

Sevilla pasa con el último aliento

Pizzi no tiene suerte, o quizás es él el que no la ayuda. Su equipo hizo un gran partido, uno de los mejores de su ciclo, con un Parejo sensacional en el mediocampo y un Feghouli que la descoció en la noche valenciana. El franco-argelino metió el primer gol dejando en ridículo a un seguro Fazio y le facilitó el segundo a Jonás. Con eso la serie estaba igualada, y así terminó el primer tiempo, con el Sevilla que no podía encontrar a su jugador clave, el croata Rakitic, en situación favorable para que este asista al goleador colombiano Carlos Bacca.

St-phane-Mbia-Sevilla-011

En el segundo tiempo bajó la intensidad y calidad del juego. Los equipos se vieron menos dinámicos, el Sevilla podía descansar en Rakitic e intentaba alguna contra, sin éxito. El Valencia acudía a Feghouli, que cada vez que la tocaba olía a peligro. Fue él quien ejecutó un centro que encontró a Mathieu, que ponía el tercero y clasificación para el local. Pero nada de eso. En el minuto 94 apareció el camurés M’Bia que se llevó a todos puestos y puso el 3-1, con el consiguiente gol de visitante que le daba el pase a la final.

¿Qué sigue?

Champions League

206267

La final de la Champions se jugará el 24 de mayo en Lisboa. Complicado aventurar un candidato, cuando en el medio ambos equipos se juegan la Liga española. Una pecheada del Atleti, o el título para ellos, puede pesar y mucho a la hora de enfrentar al equipo de Ancelotti. Hay que recordar que no jugará el volante central del Real Xabi Alonso, y este es fundamental para su equipo. Veremos.

Once ideal de las semis de Champions

Courtois (At. de Madrid)

Lahm (B.Munich) Ramos (R. Madrid) Pepe (R. Madrid) Filipe Luis (At. Madrid)

Koke (At. Madrid) Modric (R. Madrid) Xabi Alonso (R. Madrid) Di María (R. Madrid)

Benzemá (R. Madrid) Costa (At. Madrid)

Europa League

La final de la UEL se juega en Turín el 14 de mayo. El Benfica que tiene mejor plantel, va realmente diezmado con las bajas de Enzo Perez por expulsión, Toto Salvio por amarillas y Lazar Markovic, expulsado después de que salió por una pelea con el montenegrino Vucinic. Raro serbios y montenegrinos peleando(?). El Sevilla tiene un técnico raro, Unay Emery, que realmente despista a este redactor. Puede salir cualquier cosa de esta final.

Once ideal de semis de Europa League

Oblak (Benfica)

Lichsteiner (Juventus) Garay (Benfica) Luisao (Benfica) Mathieu (Valencia)

Pirlo (Juventus) Perez (Benfica)

Markovic (Benfica) Rakitic (Sevilla) Feghouli (Valencia)

Bacca (Sevilla)


737 Comentarios

No hay comentarios nuevos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *